P: Cuando habla de la importancia del amor en el parto, ¿a qué se refiere?

R: El amor ya no es tema exclusivo de poetas, filósofos o novelistas. Hoy lo estudian científicos de muy diversas disciplinas y han llegado a una conclusión: la importancia que tiene todo lo que sucede en el inicio de la vida para desarrollar la capacidad de amar. Es fundamental no perturbar demasiado el parto para quemadre e hijo puedan desarrollar ese amor.

P: ¿No perturbar el parto significa no medicalizarlo y humanizarlo más?

R: Más que humanizar, yo hablaría de “mamiferizar”. Para que un parto sea fácil, hay que redescubrir las necesidades básicas que compartimos con todos los mamíferos. Y todas las hembras, para segregaroxitocina, esa hormona del amor que hasta hace poco se necesitaba liberar para poder dar a luz, necesitan sentirse seguras y que su nivel de adrenalina sea muy bajo. En la selva, si una hembra está a punto de dar a luz y se da cuenta de que tiene un depredador cerca, segregará adrenalina para poder defenderse y retrasará el parto para cuando se sienta más segura. Los mamíferos necesitan sentirse seguros y no observados para dar a luz.

P: ¿Un parto con médicos, oxitocina sintética, epidural, cesárea… no es más fácil?

R: No, la epidural es un medicamento que sustituye a las endorfinas, lo mismo que la oxitocina sintéticasustituye a la natural. Todos estos medicamentos hacen el papel de las hormonas que las mujeres no pueden segregar porque no se encuentran en un entorno adecuado. Hoy en día no solo no las pueden liberar las parturientas que dan a luz por cesárea, también muchas de las que tienen un parto vaginal, al usar sustitutos farmacológicos de estas hormonas del amor. El problema es que estos sustitutos no producen efectos sobre el comportamiento y alteran el curso natural del nacimiento, un momento crítico en el proceso del desarrollo de la capacidad de amar.

P: Entonces, ¿cuál es el mejor entorno?

R: Después de llevar más de medio siglo participando en nacimientos, puedo resumir mi aprendizaje en pocas palabras: un parto será más fácil y rápido cuanto más sola esté la mujer. Solo necesita unacomadrona que tenga experiencia y una actitud maternal y que se mantenga en silencio. Es el mejor entorno para liberar la oxitocina, que es una hormona tímida y no aparece si hay muchos espectadores.

Autora: L. Artiz.

 

 

Las necesidades fisiológicas de las mujeres durante el parto.
Conferencia Michel Odent, Bruselas 19/10/2006

Los criterios de seguridad: 
La obstetricia ofrece cada vez más seguridad a las mujeres durante el parto. Esta seguridad, en gran parte, es el fruto del desarrollo de técnicas como la cesárea: antes tomaba 45’ – 1hora. Ahora, con las técnicas nuevas (poco uso de bisturí, prefiriendo desgarrar manualmente el tejido a cortarlo ; poco uso de la sutura, sabiendo que muchos tejidos se unen solos; mejoras en la anestesia, …), una cesárea toma 20’.
Este avance implica también que el número de cesáreas haya aumentado considerablemente (en Brasil, en algunos hospitales, hay tasas de 80% de nacimientos por cesárea!)
Por qué este aumento de las tasas de cesárea?
Porque permiten cumplir con ciertos criterios de seguridad: tasa de mortalidad baja, duración corta del parto, etc. Pero, hay otros criterios que son completamente ignorados: el respeto de las necesidades fisiológicas del bb y de la madre y el impacto de las perturbaciones de la fisiología del parto en procesos importantes como el apego.

Los argumentos científicos: la “cientificación” del amor
Hay tres perspectivas científicas que, combinadas, permiten entender por qué es importante el respetar las necesidades fisiológicas de la madre y del bb.
1. La etiología (estudio del comportamiento animal y humano): según observaciones sobre los mamíferos, se sabe que el nacimiento es primordial en el proceso de apego.
2. La epidemiología: problemas durante el nacimiento coinciden con dificultades de la capacidad de desarrollar el apego, es decir la capacidad de amar a los otros o a sí mismo(personalmente, esto me hace surgir varias dudas: es una forma de determinismo. Y la libertad individual? y la capacidad de crítica y de decisión?) 
3. Los efectos de las hormonas sobre le comportamiento: hasta hace poco se ignoraban los efectos de la oxitocina sobre el comportamiento. Se creía que esta hormona tenía solamente efectos mecánicos (expulsión de la leche durante la lactancia, contracciones uterinas durante el parto). Recientes estudios corroboran la influencia de esta hormona sobre el comportamiento: si se inyecta oxitocina directamente al cerebro de ratas vírgenes, éstas desarrollan un comportamiento maternal.
Actualmente, la gran mayoría de mujeres paren con la ayuda de hormonas sintéticas o sin la posibilidad de producir las propias. Qué pasa si durante le parto se recurre a la oxitocina sintética? Qué pasa si se pare por cesárea?
- Se impide la propia producción de la hormona natural
- Se impide que ésta actúe sobre el cerebro
Esta interferencia con procesos fisiológicos es universal. Todas la culturas tienen mecanismos más o menos complejos de interferencia en el proceso de apego entre la madre y el recién nacido (Por qué? Deseo de disminuir el poder de las mujeres? Deseo de alejarse de la naturaleza y acercarse a la cultura? Deseo de controlar la vida, ya que no se puede controlar la muerte?…?…?)

La fisiología del parto: las necesidades de la mujer que da a luz
1. Producción óptima de oxitocina: Si se acepta la idea que la oxitocina es necesaria e importante para facilitar el parto y el proceso de apego, entonces el papel principal de quienes acompañan a la parturienta es el de garantizar que su producción de oxitocina sea óptima.
El primer factor inhibidor de la producción de oxitocina es también hormonal: la adrenalina. Si hay mucha producción de adrenalina, hay poca producción de oxitocina. Para que se limite la producción de adrenalina (la hormona de la fuga y de la lucha), la madre debe:
Sentirse segura
No sentirse observada ni juzgada
No tener frío

La producción de adrenalina es muy contagiosa. M Odent dice que « el éxito del parto depende del nivel de adrenalina de la matrona », es decir que una matrona auténtica es :
- una figura materna, capaz de observar sin hacer que la mujer se sienta observada, mucho menos juzgada
- alguien que ha entendido que la ecuación correcta de un parto es -adrenalina = +oxitocina
2. No estimular el neo-córtex: Lo que nos diferencia de los animales es el desarrollo del neo-córtex (la parte del cerebro más reciente en la evolución). El neo-córtex es capaz de inhibir al cerebro primitivo, a los instintos. Es la parte de nuestro cerebro que se modela durante los primeros años de vida, durante los cuales interiorizamos la cultura, las creencias y las informaciones que nos hacen humanos.
Durante el parto, el neo-córtex debe descansar, pasar el mando al cerebro primitivo, a la pituitaria que regula la producción de hormonas. Lo que estimula el neo-córtex es:
La luz fuerte – los estímulos visuales
El lenguaje

Al observar a una mujer que da a luz sin intervenciones, se constata que sus posiciones son generalmente en “4 patas”, asimétricas. Estas posiciones buscan eliminar los estímulos visuales y también el liberar las venas y arterias que pasan por la pelvis. Estar en “4 patas” permite garantizar una circulación adecuada con el útero y la placenta, evitando así una de las causas más frecuentes de sufrimiento fetal.

El debate : fue sobre la presencia del padre durante el parto
Selon M Odent, desde hace unos 10 años, él organiza su atención al parto de la manera siguiente :
la madre con la doula en la habitación
él mismo con el padre conversando en la cocina
En muchas ocasiones la presencia del padre inhibe a la mujer (hipótesis de por qué? los nervios del padre son contagiosos o la madre se siente observada).

Estados emocionales maternos y cuidado prenatal

En un momento en que estamos aprendiendo que nuestra salud está en gran medida en forma en el vientre, nada es más importante que el estudio de los factores que pueden influir en el crecimiento fetal y el desarrollo fetal. Entre estos factores tenemos que examinar en particular los estados emocionales de la mujer embarazada.

Del conocimiento intuitivo de conocimiento científico

En muchas sociedades tradicionales que tenían un conocimiento intuitivo de los efectos de los estados emocionales maternas en el desarrollo fetal. Se entiende bien que el deber de la comunidad es la protección de los estados emocionales de las mujeres embarazadas. Por ejemplo, me enteré de que en un grupo étnico de la Amazonía occidental que transmiten la idea de que las personas deben evitar discutir con una mujer embarazada, y si por casualidad se empiezan a discutir, siempre debe asegurarse de que la madre-a-ser tendría la última palabra.

Hoy en día es fácil de explicar, desde el punto de vista fisiológico, como el estado emocional de una mujer embarazada puede influir en el crecimiento de su bebé. Tomemos, como ejemplo, un estado emocional asociado con un alto nivel de cortisol. Este es el caso de las mujeres que se sienten dominada por alguien (por ejemplo, un marido autoritario) o por una situación (por ejemplo, un embarazo no deseado). Por lo general, no pueden ni escapar ni pelear. Son deprimido e infeliz. Es bien sabido que el cortisol es un inhibidor del crecimiento fetal, incluso si la placenta puede, hasta cierto grado moderado este efecto a través de una enzima que transforma el cortisol activo en cortisona inactiva.

Además, hay una acumulación de estudios epidemiológicos, en el marco de la investigación en salud primal, que demuestran las consecuencias de por vida para el niño de los estados emocionales de la madre cuando estaba embarazada. Ir a las palabras clave www.birthworks.org / primalhealth y el tipo como el embarazo no deseado, el duelo, el estado emocional en el embarazo, los niños huérfanos, la delincuencia, el alcoholismo, las enfermedades mentales, el comportamiento antisocial, la esquizofrenia, etc

Implicaciones prácticas.

En nuestra sociedad, desde el advenimiento de la atención prenatal medicalizado, el estado emocional de las mujeres embarazadas está muy influenciada por los profesionales de la salud, especialmente los médicos. Por lo tanto, podemos suponer que, en un mundo ideal, la principal preocupación de los médicos y otros profesionales de la salud involucrados en el cuidado prenatal debe ser proteger el estado emocional de las mujeres embarazadas. Sin embargo todo el mundo se enteró de un sinnúmero de mujeres que estaban sin resolver y preocupado después de una visita prenatal. Es obvio que el estilo dominante de la atención prenatal - constantemente enfocándose en los problemas potenciales - tiene un "efecto nocebo" inherente. El efecto nocebo es un efecto negativo sobre el estado emocional de las mujeres embarazadas e indirectamente de sus familias. Se produce cada vez que un profesional de la salud hace más daño que bien al interferir con la imaginación, la fantasía o la vida de las creencias de un paciente o una mujer embarazada. (1,2,3)

No debería tomar tanto tiempo para que un profesional de la salud adaptable a cambiar hacia una actitud positiva y para superar la situación actual. Mujeres embarazadas moderna no puede ser feliz. Todos ellos tienen al menos una razón para estar preocupados: "su presión arterial es demasiado alta o demasiado baja", "su peso está aumentando demasiado rápido o demasiado lento", "tiene anemia", "usted puede ser una hemorragia debido a que su conteo de plaquetas es baja "," usted tiene una diabetes gestacional "," el bebé es demasiado pequeño o demasiado grande "," no hay un exceso de líquido que rodea al bebé "," hay una falta de líquido "," la placenta es baja ", "usted tiene 18 años y el embarazo adolescente se asocia a riesgos específicos", "usted es 39 y el embarazo a una edad avanzada se asocia con riesgos específicos", "el bebé aún no ha vuelto de cabeza", "espalda del bebé está en el lado derecho, lo que dificulta el nacimiento "," de acuerdo con la muestra de sangre que corren el riesgo de tener un bebé con Síndrome de Down "," que no tome ácido fólico en el momento adecuado y que debe tener en cuenta el riesgo de espina bífida " , "usted no es inmune a la rubéola", "usted es Rh negativo", "si no se ha dado a luz el miércoles, debemos tener en cuenta una inducción", etc ¿Es aún posible ser una mujer "normal"?

En el mismo mundo ideal, la mujer embarazada debe estar guiada por una cuestión práctica primaria: "¿Qué puede hacer el médico para mí y para mi bebé?" Si consideramos el caso habitual de una mujer que sabe que está embarazada, ¿quién sabe más o menos cuando se concibió a su hijo, que no tiene motivo de queja, la respuesta debe ser humilde: "No mucho, aparte de detectar una anormalidad grave y ofreciendo un aborto".

¿Deberíamos reconsiderar el concepto de la atención prenatal medicalizado rutina?

En muchos países, una decena de visitas prenatales es de rutina. En otras palabras, la mayoría de las mujeres tienen diez oportunidades de escuchar acerca de los problemas potenciales. En cada visita se ofrece una serie de pruebas. Estos patrones tradicionales de atención médica se basan en la creencia de que más visitas prenatales significan mejores resultados. No se basan en datos científicos. Es por eso que el concepto de la atención medicalizada de rutina y el número de visitas debe ser reexaminada.

Estudios británicos no encontraron ninguna asociación entre los resultados finales a partir de atención prenatal y adversos para la madre o el bebé (4) o entre el número de visitas y la aparición de la enfermedad eclampsia (5). Esto arroja dudas sobre la eficacia de tales protocolos. Dentro del Servicio Nacional de Salud británico, el número de visitas no es tan fuertemente asociada con el estatus socio-económico, ya que se encuentra en los EE.UU.. Esto hace que los resultados de los estudios británicos comparativamente más fácil de interpretar que los de los estudios de América (6,7).

Sin embargo, vale la pena analizar un informe de 2002 por el "Centro para el Control y Prevención de Enfermedades de los EE.UU.. Parece que las mujeres que nacieron fuera de los EE.UU. son más propensos que sus contrapartes raciales y étnicos nacidos en los EE.UU. para iniciar la atención prenatal tardía o no tener control prenatal en absoluto. 'A pesar de eso (o tal vez' por qué?) Estatales mujeres nacidas son más propensos que sus contrapartes nacidos fuera de los Estados Unidos a un parto prematuro o de dar a luz a un bebé de bajo peso. También es provechoso analizar los ensayos que compararon diferentes horarios de las visitas prenatales. Uno se realizó en California, en el Centro Médico de Kaiser Permanente (8). Un segundo ensayo, en el sudeste de Londres, que participan 2.794 mujeres (9). Una tercera, por la Organización Mundial de la Salud, que participan 53 centros en Tailandia, Cuba, Arabia Saudita y Argentina (10). Ninguno de estos ensayos demuestra los beneficios de los horarios convencionales en comparación con los horarios de visita reducidas.

Uno también puede preguntarse si las mujeres que tienen un gran número de consultas prenatales dan a luz con mayor facilidad que los que tienen ninguno. Un estudio sobre el efecto del consumo de cocaína en el progreso del parto inesperado sugiere lo contrario (11). Los investigadores tomaron en cuenta que un tercio de los consumidores de cocaína tenían ningún cuidado prenatal. Por lo tanto, era esencial para determinar la dilatación media al ingreso entre los no usuarios de cocaína que no tenían control prenatal. Al parecer, la dilatación media al ingreso en este grupo fue de más de 5 cm.

¿Deberíamos reconsiderar el contenido de la visita prenatal?

No hace mucho tiempo el principal motivo de la primera visita prenatal fue establecer el diagnóstico de embarazo y determinar la fecha de vencimiento. Dado que las pruebas de embarazo fiable ahora se pueden comprar sin receta médica, la mayoría de las mujeres tienen su embarazo confirmado antes de visitar a un profesional de la salud y tener una fecha fiable de la concepción. Sabiendo que el embarazo dura aproximadamente nueve meses, la mayoría de las mujeres pueden calcular el tiempo más probable para el nacimiento de su bebé. Por lo tanto, se puede afirmar que la razón principal de la visita prenatal inicial ha desaparecido.

Escaneo por ultrasonido en el embarazo de rutina se convirtió en el símbolo de la atención prenatal moderna. También es su componente más caro. Una serie de estudios se compararon los efectos sobre los resultados del parto de una ecografía de rutina en comparación con el uso selectivo de las exploraciones. Un ensayo estadounidense participaron más de 15.000 mujeres embarazadas (12). La última frase del artículo es inequívoco: "Los resultados de este estudio indican claramente que la ecografía no mejora el resultado perinatal en la práctica actual de EE.UU.". Por la misma época, un artículo en el British Medical Journal (13) montado datos de otros cuatro ensayos comparables. Los autores concluyeron: "ecografía de rutina no mejora los resultados del embarazo en términos de un aumento del número de nacidos vivos o de la reducción de la morbilidad perinatal. Ecografía de rutina puede ser eficaz y útil como la detección de malformaciones. Su utilización para este fin, sin embargo, debe hacerse explícito y tener en cuenta el riesgo de diagnóstico de falsos positivos, además de cuestiones éticas ".

Es posible que, en el futuro, una nueva generación de estudios (en el marco de la investigación en salud primal) será puesto en duda la seguridad absoluta de la exposición repetida a ultrasonido durante la vida fetal. Uno de los efectos de la utilización selectiva es reducir drásticamente el número de exploraciones, en particular en la fase vulnerable de embarazo temprano.

Incluso en una población de alto riesgo de las mujeres embarazadas, las ecografías no son tan útiles como se cree comúnmente. La evidencia de varios estudios sugiere que la identificación ecográfica de retraso del crecimiento fetal no mejora los resultados a pesar de una mayor vigilancia médica (14,15). En los embarazos diabéticos se ha demostrado que las mediciones de ultrasonido no son más precisos que el examen clínico para identificar a los bebés de alto peso al nacer (16). Esto llevó al título memorable de un editorial de la Revista Británica de Obstetricia y Ginecología: «Supongo que el peso del bebé.

En muchos países, la cantidad de células rojas de la sangre de pigmento (hemoglobina) se mide de forma rutinaria durante el embarazo.Existe la creencia generalizada de que esta prueba puede detectar eficazmente la anemia y deficiencia de hierro. De hecho, esta prueba no puede diagnosticar la deficiencia de hierro debido a que el volumen de la sangre de mujeres embarazadas que se supone que aumentar drásticamente, por lo que la concentración de hemoglobina primero indica el grado de dilución de la sangre, un efecto de la actividad de la placenta. Un amplio estudio británico, con más de 150.000 embarazos (17), encontró que el mayor peso al nacer promedio fue en el grupo de las mujeres que tenían una concentración de hemoglobina entre 8,5 y 9,5. Por otra parte, cuando la concentración de hemoglobina no caer por debajo de 10,5 existe un mayor riesgo de bajo peso al nacer, el parto prematuro y preeclampsia. La lamentable consecuencia de la evaluación de rutina de la concentración de hemoglobina es que, en todo el mundo, millones de mujeres embarazadas están mal les dice que son anémicos y se les da suplementos de hierro. Hay una tendencia tanto a pasar por alto los efectos secundarios de hierro (estreñimiento, diarrea, ardor de estómago, etc) y de olvidar que el hierro inhibe la absorción de un factor de crecimiento tan importante como el zinc (18).Además, el hierro es una sustancia oxidante que puede exacerbar la producción de radicales libres y podría incluso aumentar el riesgo de preeclampsia (19).

Otra revisión de rutina practicada en algunos países es llamada diabetes gestacional. Esta es la razón para el uso de la prueba de tolerancia a la glucosa. Si la glucemia (cantidad de glucosa en la sangre) se considera demasiado alta después de la absorción de azúcar, la prueba es positiva. Este diagnóstico es inútil, ya que sólo conduce a simples recomendaciones que se deben dar a todas las mujeres embarazadas. Estas son recomendaciones sobre el estilo de vida, hábitos alimentarios y de ejercicio en particular. Las recomendaciones dietéticas deben centrarse en la calidad de los hidratos de carbono. La forma más útil de clasificar los alimentos es de acuerdo a su "índice glucémico". Las mujeres embarazadas deben ser alentados a preferir, en la medida de lo posible, los alimentos, bajo índice glucémico. Un alimento tiene un alto índice cuando su absorción es seguido por un incremento rápido y significativo del nivel de glucosa en la sangre. En la práctica esto significa, por ejemplo, que las mujeres embarazadas deben evitar las innumerables refrescos que están ampliamente disponibles en la actualidad, y que también deben evitar la adición de un exceso de azúcar o miel en el té o el café. Tablas de índice glucémico de cientos de alimentos han sido publicados en revistas médicas autorizadas. Estas tablas deben ser observados con cuidado, ya que los datos que proporcionan son a menudo sorprendentes para aquellos que todavía están influenciados por antiguas clasificaciones contrastantes azúcares simples y carbohidratos complejos. Estas clasificaciones fueron tomando en cuenta la mera fórmula química.

A partir de dichas tablas que podemos aprender en particular, que los cereales de desayuno con base de avena y cebada tienen un índice bajo. Pan integral y pasta también son alimentos de bajo índice. Patatas y pizzas, por su parte, tienen un índice alto y por lo tanto se deben consumir con moderación. La comparación de la glucosa y la fructosa (el azúcar de la fruta) es una manera de darse cuenta de la falta de correlación entre la fórmula química y el índice glucémico. Ambos son pequeñas moléculas con seis átomos de carbono y tienen fórmulas químicas muy similares. Sin embargo, el índice de la glucosa es 100 ... frente a 23 para la fructosa. Esto significa que las mujeres embarazadas deben ser alentados a comer frutas y verduras.

Los beneficios de una actividad física regular en el embarazo también debe ser una discusión de rutina durante las visitas prenatales, cualesquiera que sean los resultados de las pruebas sofisticadas. Un gran estudio canadiense demostró que el único efecto del cribado rutinario tolerancia a la glucosa fue dar a conocer el tres por ciento de las mujeres embarazadas que tienen diabetes gestacional (20). El diagnóstico no cambió los resultados del parto.

Incluso la medición rutinaria de la presión arterial durante el embarazo puede ser reconsiderada. Su propósito original era para detectar los signos preliminares de preeclampsia, particularmente en el extremo de un primer embarazo. Pero el incremento de la presión arterial, sin ningún tipo de proteínas en la orina, se asocia con los buenos resultados de los nacimientos (21,22,23,24). El requisito previo, para el diagnóstico de la preeclampsia, es la presencia de más de 300 mg de proteína en la orina por 24 horas. Por último, es más útil para confiar en el uso repetido de las tiras especiales para 'análisis de orina' se pueden comprar en cualquier farmacia. La medición de la presión arterial por lo tanto no es esencial.

Después de cuestionar el principio mismo de la atención medicalizada de rutina en el embarazo y después de evaluar el contenido de las visitas prenatales, podemos explorar el tema desde una perspectiva en tercera. Podemos preguntarnos lo que el médico puede hacer después de la concepción de un bebé, con el fin de influir en los resultados. Dado que la prematuridad es una preocupación importante, vamos a centrarnos en la atención médica que puede ofrecer el fin de reducir la incidencia de nacimientos prematuros. Recientemente, numerosas investigaciones se centró en el potencial de la profilaxis antibiótica. Un gran ensayo que incluyó a más de 6.000 mujeres no apoya el uso de antibióticos (25). Por otra parte, el tratamiento de la infección vaginal en el embarazo temprano no disminuye la incidencia de parto prematuro (26). El cierre quirúrgico del cuello del útero ('cerclaje') ha sido ampliamente utilizado con el fin de reducir el riesgo de nacimiento prematuro, especialmente en los casos de un cuello uterino corto y 'incompetente'. De hecho, el conflicto de datos sobre el valor de esta técnica, que según se informa duplica el riesgo de fiebre después del nacimiento del bebé (27). Las intervenciones médicas también no reducen el riesgo de tener un bebé pequeño para la fecha. Incluso restricciones reposo en cama es inútil e incluso perjudicial.

El futuro

No debemos concluir que no es necesario en absoluto para las visitas médicas en el embarazo: no podemos hacer una lista exhaustiva de todas las razones por las cuales las mujeres podrían necesitar el consejo o la ayuda de un profesional sanitario cualificado antes de dar a luz.Es la palabra "habitual" que debe ser desechada. Es fácil explicar por qué los hábitos actuales son una pérdida de tiempo y dinero, sino que también es fácil de explicar por qué son potencialmente peligrosos. Es peligroso malinterpretar los resultados de una prueba de rutina y para decirle a una mujer embarazada sana que es anémica y que necesita suplementos de hierro. Es peligroso para presentar un aumento de la presión arterial aislada como una mala noticia. Es peligroso decir a una mujer embarazada que tiene una "diabetes gestacional".

La caída de la atención prenatal medicalizado rutina debe ir junto con el redescubrimiento de las necesidades básicas de las mujeres embarazadas. No podemos disociar los cambios fisiológicos en el embarazo y la fisiología del parto. Es como si el parto fue fisiológicamente preparado con mucha antelación. Hay que dar una gran importancia a un estudio que demuestra que, durante el embarazo, se produce una reducción significativa del flujo sanguíneo en las grandes arterias que van al cerebro. (28) Es la mujer embarazada preparándose para reducir la actividad de la corteza cerebral en Para hacer posible el nacimiento?

Una de las necesidades de las mujeres embarazadas es de socializar y compartir sus experiencias. Es fácil crear ocasiones para que: natación, yoga, sesiones de ejercicios prenatales ... Recuerdo muy bien el ambiente de felicidad que se acumuló durante el canto de los encuentros en la unidad de maternidad del Hospital de Pithiviers en Francia. Estas sesiones de canto probablemente tuvieron efectos más positivos sobre el desarrollo de los bebés en el útero y también en el proceso de nacimiento de una serie de ecografías. (29)

Referencias:

  1. Odent M. El efecto nocebo en el cuidado prenatal. Primal Heath Investigación Newsletter 1994; 2 (2).
  2. Odent M. Volver al efecto nocebo. Primal Heath Investigación Newsletter 1995; 5 (4).
  3. Odent M. prenatal asuste. Primal Heath Investigación Newsletter 2000; 7 (4).
  4. Thomas P, J Golding, Peters TJ. Atención prenatal Tardío afecta el resultado del embarazo? Soc Sci Med 1991; 32: 715-23.
  5. Douglas KA, Redman CW. La eclampsia en el Reino Unido. BMJ 1994; 309: 1395-400.
  6. Vintzileos AM, Ananth CV, et al. El impacto de la atención prenatal en los Estados Unidos sobre los nacimientos prematuros en la presencia o ausencia de enfermedades de alto riesgo prenatal. Am J Obstet Gynecol 2002; 187: 1254-7.
  7. Vintzileos AM, Ananth CV, et al. El impacto de la atención prenatal en postnatales en la presencia o ausencia de enfermedades de alto riesgo prenatal. Am J Obstet Gynecol 2002; 187: 1258-1262.
  8. Binstock MA, G. atención prenatal Alternativa Wolde-Tsadik: el impacto de la reducción de frecuencia de visita, las visitas se centraron y la continuidad de la atención. J Reprod Med 1995; 40: 507-12.
  9. Sikorski J, Wilson J, et al. Un ensayo controlado aleatorio que compara dos pautas de visitas prenatales: el proyecto prenatal. BMJ 1996; 312: 546-53.
  10. Villar J, Baaqueel H, et al. Ensayo aleatorizado de atención prenatal de la OMS para la evaluación de un nuevo modelo de control prenatal de rutina. Lancet 2001; 357: 1551-1564.
  11. Wehbeh H, Matthews RP, et al. El efecto del uso reciente de cocaína en el progreso del parto. Am J Obstet Gynecol 1995; 172: 1014-8.
  12. Ewigman BG, Grúa JP, et al. Efecto de la ecografía prenatal en el resultado perinatal. N Engl J Med 1993; 329: 821-7
  13. Bucher HC, Schmidt J G. ¿La ecografía de rutina mejora los resultados del embarazo? Meta-análisis de las diversas medidas de resultado. BMJ 1993; 307: 13-7.
  14. Larson T, Falck J Larson, et al. La detección de fetos pequeños para la edad gestacional por examen de ultrasonido en una población de alto riesgo: un estudio controlado aleatorio. Br J Obstet Gynaecol 1992, 99: 469-74.
  15. Secher NJ, Kern Hansen P, et al. Un estudio aleatorio de diámetro abdominal fetal y la estimación del peso fetal para la detección de la luz para la gestación de los bebés de embarazos de bajo riesgo. Br J Obstet Gynaecol 1987; 94: 105-9.
  16. Johnstone FD, Prescott RJ, et al. Predicción clínica y ecografía de macrosomía en el embarazo diabético. Br J Obstet Gynaecol 1996; 103: 747-54.
  17. Steer P, MA Alam, Wadsworth J, Welch A. Relación entre la concentración de hemoglobina materna y el peso al nacer en los diferentes grupos étnicos. BMJ 1995; 310:489-91.
  18. Valberg LS. Efectos de hierro, estaño, cobre y en la absorción de zinc en los seres humanos. Am J Clin Nutr 1984; 40:536-41.
  19. Rayman MP, Barlis J, et al. Los parámetros de hierro anormales en el síndrome de preeclampsia embarazo. Am J Obstet Gynecol 2002; 187 (2): 412-8.
  20. Wen SW, Liu S, Kramer MS, et al. Impacto del cribado prenatal de glucosa en el diagnóstico de la diabetes gestacional y en los resultados del embarazo. Am J Epidemiol 2000; 152 (11): 1009-1014.
  21. Symonds EM. La etiología de la preeclampsia: una revisión. JR Soc Med 1980; 73: 871-75.
  22. Naeye EM. La presión arterial materna y el crecimiento fetal. Am J Obstet Gynecol 1981; 141: 780-87.
  23. Kilpatrick S. A diferencia de pre-eclampsia, hipertensión gestacional no se asocia con una mayor morbilidad neonatal y materna, excepto desprendimiento. SPO abstrae. Am J Obstet Gynecol 1995; 419: 376.
  24. Curtis S, et al. Embarazo efectos de la hipertensión gestacional sin proteinuria. SPO Abstracts. Am J Obst Gynecol 1995; 418: 376.
  25. Kenyon SL, Taylor DJ, Tarnow-mordi W. antibióticos de amplio espectro para el trabajo de parto prematuro espontáneo: el ensayo aleatorio ORACLE II. Lancet 2001; 357: 989-94.
  26. Guise JM, Mahon SM, et al. La detección de la vaginosis bacteriana en el embarazo. Am J Med Anterior 2001; 20 (Supl 3): 62-72.
  27. MRC / RCOG Grupo de trabajo sobre el cerclaje cervical. Informe final del Consejo de Investigación Médica de la universidad / Real de Obstetras y Ginecólogos ensayo multicéntrico aleatorizado de cerclaje cervical. BJOG 1993; 100: 516-23.
  28. Zeeman GZ, Hatab M, Twickler DM. Cambios en el flujo sanguíneo cerebral materna en el embarazo. Am J Obstet Gynecol 2003; 189 (4)
  29. Odent M. Nacimiento Renacido. Panteón (NY). 1984.

Nutrición en el embarazo

Al considerar la dieta de mujeres embarazadas que hay varias razones para centrarse en los lípidos:

  1. En nuestras sociedades, las diferencias entre los hábitos alimenticios de las mujeres embarazadas se expresan sobre todo en términos de ingesta de ácidos grasos. Hay alrededor de 50 ácidos grasos comestibles (largo, medio o corto cadenas, grasas saturadas, grasas monoinsaturadas, las grasas poliinsaturadas, omega 6, omega 3, omega 9 familias, ácidos grasos trans, etc.) Las enormes diferencias individuales en la relación entre estos ácidos grasos diferentes son características del estilo de vida moderno.Algunos desequilibrios son frecuentes en nuestras sociedades (grasas demasiado saturados en comparación con grasas insaturadas, demasiado omega 6 en comparación con los ácidos grasos omega 3, ácidos grasos demasiado trans, etc.)
  2. Reguladores de células comúnmente llamados prostaglandinas se hacen a partir de ácidos grasos poliinsaturados. Hay tres familias de prostaglandinas, y cada familia incluye varias sustancias. La relación entre el prostaglandinas disponible se ve influenciada por los hábitos alimenticios. Esta relación participa en la regulación del flujo de sangre que llega a la placenta, y por lo tanto en el crecimiento del feto. Además prostaglandinas están implicadas en la fisiología del parto.
  3. El desarrollo del cerebro es una prioridad entre los seres humanos. Al nacer, el cerebro humano ha alcanzar el 25% del tamaño adulto. Esto es enorme en comparación con el resto del cuerpo. El cerebro está compuesto principalmente de grasa. El cerebro en desarrollo tiene necesidades nutricionales específicas en términos de ácidos grasos.

Estas consideraciones explican las razones de los estudios que hemos realizado sobre la nutrición durante el embarazo y también para los estudios que se encuentran en los proyectos. Más detalles están disponibles en las páginas sobre la "preeclampsia", y también en los «nuevos motivos y nuevas maneras de preparar el ambiente prenatal.

Hacia una nueva generación de investigación en la eclampsia

La eclampsia es un componente principal de la mortalidad materna, lo que representa alrededor de 50.000 muertes al año en todo el mundo. (1) Su prevalencia varía ampliamente de acuerdo con los niveles de vida. Es tan alto como 9% en Bangladesh, (2) mientras se encuentra en la región de 1 en 3 000 en los países ricos, donde las tasas de pre-eclampsia puede ser tan bajo como 0.4%. (3) Recordemos que eclampsia se caracteriza por convulsiones, mientras que el diagnóstico de la preeclampsia no se basa en los síntomas específicos, pero en la asociación de la hipertensión de novo después de la mitad de la gestación (> 140 mm de Hg la presión arterial sistólica y / o> 90 diastólica) y la proteinuria de nueva aparición (excreción urinaria> 0,3 g / d).

Factores nutricionales

La fuerte correlación entre el nivel de vida y la prevalencia de preeclampsia sugieren la importancia de los factores nutricionales en la génesis de esta enfermedad. Esto es por qué hay una necesidad urgente de estudios de nutrición en el embarazo entre las poblaciones en situación de riesgo con bajo nivel de vida. En la actualidad la literatura médica está inundada por estudios sobre pre-eclampsia realizados en países desarrollados. Estos estudios tratan de responder a las preguntas que son relevantes para la práctica de la medicina en las poblaciones ricas. Investigan las formas leves de la enfermedad e ignoran factores nutricionales. Se ven, en particular, los factores genéticos y tratan de desarrollar pruebas de predicción, en busca de manifestaciones medibles de placentación anormal que se dice para iniciar este trastorno.Muchos de estos esfuerzos se han centrado en los marcadores bioquímicos, principalmente aquellos que sugiere la disfunción endotelial y la activación de la coagulación. Los estudios actuales no pueden ayudar a moderar las tasas de mortalidad materna. Ellos no han dado lugar a importantes avances en nuestra comprensión de los procesos fisiopatológicos.

Hoy la prioridad es planear estudios que son viables en los países pobres. Para llegar a conclusiones significativas, se necesitan estudios grandes en las poblaciones donde las tasas de eclampsia genuina siguen siendo altas. La eclampsia es un diagnóstico fácil, ya que se asocia con convulsiones y la madre finalmente pasa a estado de coma. Por lo tanto, este tipo de estudios son viables en las poblaciones de alto riesgo.

Proyecto

En este contexto me parece útil presentar nuestro proyecto de investigación. Nuestra esperanza es que otros investigadores estarán en condiciones de realizar estudios similares en otras poblaciones con bajo nivel de vida, sobre todo en los continentes africano y asiático.

Estamos en el proceso de diseño de un ensayo controlado aleatorio de la suplementación de alimentos en el Alexander Fleming hospital, en un barrio pobre de Río de Janeiro, Brasil. En ese hospital, donde el número de nacimientos al año es de alrededor de 6 000, eclampsia sigue siendo común. El objetivo es evaluar los efectos en la incidencia de eclampsia de dar sardinas en lata a un cierto número de mujeres, lo más pronto posible en el embarazo. La elección de las sardinas en conserva se basa en consideraciones teóricas que hemos presentado anteriormente en varias ocasiones. (4,5) Vamos a resumir los puntos principales de la hipótesis de nuestro estudio se supone que probar.

¿Por qué las sardinas en conserva? Probando una hipótesis

Existe la creencia generalizada de que reduce la perfusión útero-placentaria es el proceso fisiopatológico central en preeclampsia. Varios aspectos desconcertantes de la enfermedad desafían esta creencia. Por ejemplo, un estudio sobre 97.270 nacimientos en 35 hospitales de Alberta, Canadá, reveló que existe una asociación significativa entre la preeclampsia y los bebés grandes para la edad gestacional, además de la conocida asociación con los pequeños para la edad gestacional edad infants.6 Estos resultados se interpretan más fácilmente si este síndrome multifactorial se presenta como una expresión de un conflicto materno / fetal. Desde esta perspectiva, es plausible que la alta demanda de un feto grande de nutrientes puede ser la raíz del conflicto. Placentación defectuosa, la nutrición materna inadecuada y ciertas combinaciones de genotipos maternos y fetales son otros factores que pueden aumentar de forma independiente la probabilidad de conflicto.Dado que la madre y el feto no llevan idénticos conjuntos de genes, los intereses de la madre y el feto no siempre están en armonía. La naturaleza y la expresión de tales conflictos difieren según las especies de mamíferos que están siendo consideradas.

Por ejemplo, los veterinarios utilizan el término eclampsia para referirse a una enfermedad que amenaza la vida que se produce en diversos mamíferos, incluyendo perros. En esta especie, la llamada eclampsia es de hecho relacionada con hipocalcemia (se trata de un "tetania puerperal"). Por supuesto, cuando se trata de los perros, la prioridad al final del embarazo y en el comienzo de la lactancia es el desarrollo de los huesos de la descendencia, que son mucho más desarrollado en el nacimiento de los huesos de otras especies de mamíferos.

Interspecies comparaciones nos animan a plantear nuevas cuestiones relativas a la posibilidad de conflicto entre los seres humanos. El espectacular crecimiento acelerado del cerebro durante la segunda mitad de la vida del feto es un rasgo específicamente humano. Un conflicto entre las demandas expresadas por el feto y que de esas demandas que la madre pueda cumplir sin agotar su cuerpo nos lleva a considerar primero las necesidades del desarrollo del cerebro.

Es bien conocido que el cerebro en desarrollo tiene necesidades especiales para los ácidos grasos poliinsaturados de cadena larga de la serie n-6 y n-3 familias, particularmente de ácido araquidónico (AA = 20:4 n-6) y ácido docosahexaenoico (DHA = 22:6 n -3). Al menos el 50% de las moléculas de ácidos grasos que incorporan en el cerebro están representados por DHA. Por lo tanto, se puede suponer que la razón más probable de un conflicto es cuando la madre no puede mantenerse al día con las crecientes demandas de DHA. Una enfermedad será el precio del cuerpo de la madre tiene que pagar para satisfacer las necesidades del desarrollo del cerebro.

El concepto de conflicto materno-fetal nos lleva a establecer una nueva clasificación de los numerosos desequilibrios biológicos bien documentados asociados con la preeclampsia entre los humanos. El primer paso debe ser estudiar la situación de los ácidos grasos materna al final del embarazo normal y en preeclampsia. Debemos mirar todo en el grupo de los de cadena larga n-3 ácidos grasos poliinsaturados, que incluye DHA y ácido eicosapentaenoico (EPA = 20:5 n-3).

Parece que el desequilibrio central en la preeclampsia humana es la enorme discrepancia entre los niveles en plasma materno de DHA y EPA. En la preeclampsia, el nivel de DHA no disminuye significativamente, mientras que el nivel de la molécula de la EPA es de aproximadamente 10 veces menor que en el embarazo normal. (7) Estos son exactamente los datos que esperamos en la asunción de que el desarrollo del cerebro es una prioridad entre los seres humanos. Estos datos son confirmados por el "estudio Curacao", (8) que analizó la composición de ácidos grasos de las plaquetas cordón umbilical de la madre y las mujeres con preeclampsia. Cualesquiera que sean las circunstancias, los niveles de DHA se mantienen estables. Este hecho es evidente cuando, teniendo en cuenta el bajo delta-4 desaturasa actividad entre los seres humanos. (9) El precio de la DHA estable es un desequilibrio dentro de la familia de los ácidos grasos n-3 que está en la raíz de una larga cadena de más desequilibrios.

Así es como se puede entender la aparición de un círculo vicioso en que la demanda de ácidos grasos de cadena larga es máxima: en ese momento, si la cantidad de ácidos grasos poliinsaturados n-3 disponibles es baja, la prioridad es mantener el nivel de DHA tan estable como sea posible.

El uso de marcadores bioquímicos de la ingesta diaria de lípidos ha demostrado que una dieta pobre en ácidos grasos n-3 es un factor de riesgo de preeclampsia. Los estudios de los eritrocitos perfil de ácidos grasos encontraron que las mujeres con los niveles más bajos de ácidos grasos n-3 fueron 7,6 veces más probabilidades de haber tenido sus embarazos complicados con preeclampsia en comparación con las mujeres con los niveles más altos de n-3. (10) Un aumento del 15% en la proporción de n-3 a n-6 se asoció con una reducción del 46% en el riesgo de preeclampsia. La evaluación de las composiciones de ácidos grasos de las plaquetas materna es otra manera de utilizar marcadores biológicos de la ingesta de grasas en la dieta. De acuerdo con el estudio Curacao, 8 la relación de EPA a AA es significativamente mayor en las plaquetas materna de mujeres con preeclampsia (109.13 vs 78,13, p <0,05).

Estos datos concordantes y significativa sugieren que cuando la cantidad de n-3 disponible es baja, la primera efecto compensatorio - con el fin de mantener un suministro adecuado de DHA disponible - es el colapso del nivel de la molécula parental EPA: este precipitante factor que explica los desequilibrios conocidos en el sistema de las prostaglandinas y en particular la disminución de la proporción de la prostaciclina a tromboxano-2. Cuando el nivel de la EPA ha colapsado, no hay producción de la fisiológicamente inactiva tromboxano-3. Esto conduce a una sobreproducción de la fisiológicamente activa tromboxano-2, a través de un mecanismo de competencia enzimática. Por otra parte, cuando el nivel de la EPA es baja, no hay producción de la prostaciclina fisiológicamente activa-3. En el embarazo normal, la relación de la prostaciclina a tromboxano-2 en la sangre materna favorece progresivamente la prostaciclina.

Nuestra teoría de la preeclampsia está en una posición para hacer frente a los muchos aspectos interesantes de la enfermedad. Uno de ellos es que la preeclampsia es principalmente una enfermedad de los primeros embarazos. Debemos recordar que el metabolismo de los ácidos grasos n-3 se ve influida por la paridad (11,12) El contenido de DHA de los fosfolípidos de la sangre del cordón depende de orden de nacimiento;. En otras palabras, la capacidad de proporcionar DHA preformado se agota con embarazos repetidos. Es como si el desarrollo del cerebro es una prioridad más alta en el caso de un primer bebé.

Nuestro punto de vista también se puede establecer vínculos entre los diferentes enfoques que se han utilizado en el esfuerzo para prevenir la preeclampsia. Acción preventiva eficaz en el comienzo de la cadena de eventos - en la fase de implantación placentaria defectuoso - no puede ser considerado (13) El hecho de que un aborto involuntario anterior, una transfusión de sangre anterior, (14) o una larga cohabitación sexual. reduce antes de la concepción (15) el riesgo de preeclampsia confirma la probable importancia de la respuesta inmune durante esa fase. Parece más realista, por otro lado, para tratar de moderar los efectos de los factores que precipitan durante la segunda mitad del embarazo.

Teóricamente, la forma más directa para prevenir la preeclampsia sería de consumir pescado de mar que es rica en ácidos grasos poliinsaturados n-3 y también en minerales que son nutrientes esenciales para el cerebro (por ejemplo, yodo, selenio y zinc). Esto se ajusta a las variaciones geográficas en las tasas de preeclampsia y con los resultados de nuestro aliento a las mujeres embarazadas a comer pescado de mar. (16)

Hasta ahora, todos los estudios se han realizado en los países ricos, con muy bajas tasas de preeclampsia, como los países escandinavos.Estos estudios suelen participar los ensayos controlados de suplementos de aceite de pescado que se inició durante la segunda mitad del embarazo. Basándose en los resultados de varios estudios, la preeclampsia no ha sido disociado a partir del marco de la hipertensión inducida por el embarazo. Por muchas razones, por lo tanto, no es sorprendente que los meta-análisis (17) y las revisiones sistemáticas (18, 19) han encontrado pruebas suficientes de los efectos del aceite de pescado sobre el riesgo de preeclampsia. De hecho, la mayoría de los estudios fueron demasiado pequeños incluso para abordar el tema de la preeclampsia.

Podemos hacer los comentarios sobre nuestro propio estudio, llevado a cabo durante los años 1991-1992 en un hospital de Londres. (16) Se seleccionaron al azar 499 mujeres embarazadas y alienta a aumentar su ingesta de pescado de mar grasa y reducir su consumo de alimentos ricos en en ácidos grasos trans. Un hospital-y la paridad con ajuste grupo de control incluyó a 500 mujeres embarazadas. Debido al tamaño del estudio y el hecho de que la población del estudio tenía una baja tasa de preeclampsia, no nos parece pertinente mencionar en el resumen o en la conclusión de que no hubo casos de eclampsia o de preeclampsia grave en el grupo de estudio vs 1 caso de la eclampsia con convulsiones y 2 casos de preeclampsia grave en el grupo de control.

Es notable que el único estudio que demostró efectos altamente significativos de la suplementación con aceite de pescado sobre el riesgo de "toxemia" se llevó a cabo en Londres por la Liga Popular de Salud en 1938-9, en momentos en que las tasas de graves "toxemia" eran en la región de 6%. Este ensayo controlado se salvó del olvido por SF Olsen y NJ Secher. (20) Los autores aleatorizados 5.644 mujeres embarazadas de recibir o no recibir un suplemento alimenticio que contiene vitaminas, minerales y aceite de hígado de halibut de aproximadamente 20 semanas de embarazo. Un efecto significativo del tratamiento se observó en primíparas, con una reducción del 31,1% en la incidencia de "toxemia" (95% IC 5-50%, P = 0,021). Curiosamente, ningún efecto significativo del tratamiento se observó con respecto a la incidencia de la hipertensión en la ausencia de edema y proteinuria.

Nuestra comprensión de la preeclampsia también sugiere que los catalizadores para el metabolismo de los ácidos grasos insaturados deben ser agentes preventivos. Recordemos que sólo el precursor de la familia n-3 (18:3 n-3) es abundantemente provisto por la cadena alimentaria terrestre. Magnesio, (21) de calcio, (22) y el zinc (23) son tales catalizadores y se han explorado como agentes preventivos.

También tiene sentido que, con el fin de prevenir la preeclampsia, el nivel de agentes de bloqueo de las vías metabólicas, debe reducirse tanto como sea posible. Alcohol, azúcar puro, y los ácidos grasos trans son tales agentes de bloqueo. Una correlación se ha establecido entre la ingesta de ácidos grasos trans y el riesgo de preeclampsia. (24) Hormonas tales como el cortisol también se conocen agentes de bloqueo. Esto puede explicar cómo el estado emocional de la mujer embarazada influye en el riesgo de preeclampsia. (25) También es teóricamente importante para evitar una destrucción rápida (a través de las reacciones de peroxidación) de los ácidos grasos de cadena larga disponibles.Los efectos preventivos de los antioxidantes están bien documentados. (26)

Alimentos de la tierra y los alimentos del mar

En teoría, es más fácil para satisfacer las necesidades específicas del cerebro humano en desarrollo cuando la dieta incluye algo de comida del mar, debido a que la cadena de comida de mar proporciona moléculas preformadas y abundante de los ácidos grasos de cadena muy larga.La cadena de comida de mar tiene otras características. Cualquier alimento del mar es rica en yodo, un componente importante de las hormonas tiroideas, que están implicados en el desarrollo del cerebro. Los desequilibrios de las hormonas tiroideas (alta proporción de tiroxina [T4] para triidothyronine [T3]) están asociados con la preeclampsia y no debe ser pasado por alto. Por último, parece que las mujeres embarazadas (y probablemente el Homo sapiens en general) idealmente necesitan un cierto equilibrio entre los alimentos de la tierra y los alimentos del mar. Se necesitan estudios de preeclampsia en el marco de la medicina evolutiva. (27) En conclusión, la preeclampsia puede ser entendida como el precio de algunos seres humanos tienen que pagar por tener un cerebro grande cuando son más o menos separados de la cadena alimentaria del mar.

Los que entienden que el desarrollo del cerebro es una prioridad entre los seres humanos, aquellos que estén interesados ​​en la eclampsia como la "enfermedad de las teorías", y los que están al tanto de las altas tasas de muertes maternas relacionadas con eclampsia en las poblaciones de bajos ingresos debe ser fácilmente convencidos que se necesita con urgencia una nueva generación de investigación.

Referencias

  1. Duley L. La mortalidad materna asociada con los trastornos hipertensivos del embarazo en África, Asia, América Latina y el Caribe. Br J Obstet Gynaecol 1992, 99: 547-553.
  2. Begum MR, Begum A, Quadir E, et al. Eclampsia: siendo un problema en Bangladesh.http://www.medscape.com/viewarticle/488386_1.
  3. Villar J, Say L, Shennan A, et al. Aspectos metodológicos y técnicos relacionados con el diagnóstico, la detección, la prevención y el tratamiento de la preeclampsia y la eclampsia {opinión}. Int J Obstet Gynaecol. 2004, 85 (Suppl 1): S28-41.
  4. Odent M. Pre-eclampsia como materna - conflicto fetal. El vínculo con el desarrollo del cerebro fetal. Sociedad Internacional para el Estudio de Ácidos Grasos y Lípidos (ISSFAL) Noticias. 2000; 7:7-10.
  5. Odent M. Hipótesis: Preeclampsia como un conflicto materno-fetal. MedGenMed 05 de septiembre 2001. © 2001 Medscape, Inc.
  6. Xiong X, Demiańczuk NN, Buekens P, Saunders LD. Asociación de preeclampsia con alto peso al nacer para la edad. Am J Obstet Gynecol. 2000; 183:148-155.
  7. Wang Y, Kay HH, Killam AP. Disminución de los niveles de ácidos grasos poliinsaturados en la pre-eclampsia. Am J Obstet Gynecol. 1991; 164:812-818.
  8. Velzing-Aarts FV, ​​van der Klis FR, van der Dijs FP, Muskiet FA. Vasos umbilicales de mujeres con preeclampsia tienen bajos contenidos de ambos n-3 y ácidos grasos n-6 de cadena larga poliinsaturados. Am J Clin Nutr. 1999; 69:293-298.
  9. Sanders TAB, KM Joven. El efecto de los suplementos dietéticos de n-3 ácidos grasos poliinsaturados en la composición de ácidos grasos de las plaquetas y plasma colina fosfoglicéridos. Br J Nutr. 1981; 45:613-616.
  10. Williams MA, Zingheim RW, rey IB, Zebelman AM. Omega-3 los ácidos grasos en eritrocitos materno y el riesgo de pre-eclampsia.Epidemiología. 1995; 6:232-237.
  11. Carlson E, Salem N. esencialidad de los ácidos grasos omega-3 en el crecimiento y el desarrollo en los niños. En: Simopoulos AP, Kifer RR Martin RE, Barlow SM, eds. Efectos de los ácidos grasos poliinsaturados en Seafoods. Mundial Rev. Nutr Diet, Basilea, Karger, 1991, 66: 74-86.
  12. Al MD, Van Houwelingen AC, Hornstra G. Relación entre el orden de nacimiento y el estado ácido docosahexaenoico materna y neonatal. Eur J Clin Nutr. 1997; 51:548-553.
  13. De Groot CJM, TJ O'Brien, Taylor RN. Las pruebas bioquímicas de perjudicar la invasión trofoblástica del estroma decidua de mujeres destinadas a tener pre-eclampsia. Am J Obstet Gynecol. 1996; 175:24-29.
  14. Feeney JC, Tovey LAD, Scott JS. Influencia de la anterior transfusión de sangre sobre la incidencia de la preeclampsia. Lancet.1977; ii :874-875.
  15. Robillard PY, Husley TC, Perianiu J, et al. Asociación de la hipertensión inducida por el embarazo con la duración de la cohabitación sexual antes de la concepción. Lancet. 1994; 344:973-975.
  16. Odent M, L McMillan, Kimmel T. La atención prenatal y los peces del mar. Eur J Obstet Gynecol. 1996; 68:49-51.
  17. Appel LJ, Miller ER, Seidler AJ et al. ¿La suplementación de la dieta con el "aceite de pescado" reducir la presión arterial? Un meta-análisis de ensayos controlados. Arch Intern Med. 1993; 153:1429-1438.
  18. Makrides M, Gibson RA. De cadena larga poliinsaturados requisitos ácidos grasos durante el embarazo y la lactancia. Am J Clin Nutr. 2000, 71 (Suppl 1): 307S-311S.
  19. Duley L. aceite de pescado profiláctica durante el embarazo. En: Embarazo y Parto módulos "Cochrane Database Comentarios sistémicos." N º 05941. Publicado por "Actualizaciones Cochrane en disco", 1994.
  20. Olsen SF, Secher NJ. Un posible efecto preventivo de aceite de pescado de baja dosis de parto prematuro y preeclampsia: indicios de un ensayo controlado de 50 años de edad. Br J Nutr. 1990; 64:599-609.
  21. Eclampsia Trial Collaborative Group. Qué anticonvulsivo para las mujeres con eclampsia? Lancet. 1995; 345:1455-1463.
  22. Bucher HC, Guyatt CH, Cook, RJ, et al. Efecto de la suplementación de calcio en la hipertensión inducida por el embarazo y la preeclampsia. JAMA. 1996; 275:1113-1117.
  23. Kiilhoma P, P Pakarinen, Grónroos M. de cobre y zinc en la pre-eclampsia. Acta Obstet Gynecol Scand. 1984; 63:629-631.
  24. Williams MA. El riesgo de preeclampsia en relación al ácido elaídico (ácidos grasos trans) en los eritrocitos maternos. SPO abstrae.En: Am J Obstet Gynecol. 1995; 436:380.
  25. KURKI T, Hiilesmaa V, Raitasalo R, et al. La depresión y la ansiedad relacionados con pre-eclampsia. Obstet Gynecol. 2000; 95:487-490.
  26. Chappell LC, Semilla de PT, Briley AL, et al. Efecto de los antioxidantes en la aparición de la preeclampsia en mujeres con alto riesgo: un ensayo aleatorio. Lancet. 1999; 354:810-816.
  27. Odent M. La enfermedad humana primaria. Una perspectiva evolutiva. Revisión. 1995; 18:19-21.

Nuevos motivos y nuevas maneras de preparar el ambiente prenatal

Una visión general del "Banco de Datos de Investigación en Salud Primal" se convence a nadie de que nuestra salud está en gran medida en forma en el útero. Ahora hemos recopilado cientos de estudios de detección de correlaciones entre los estados de salud en la edad adulta, la adolescencia o en la infancia y las situaciones en que la madre estaba embarazada. En el mismo momento en que estos datos duros ya están disponibles, otras disciplinas científicas confirman la importancia primordial del medio ambiente prenatal. Por ejemplo, las formas convencionales de separación y contrastar los factores genéticos y ambientales en la génesis de los estados de salud, comportamientos y rasgos de personalidad son obsoletos. Al contrastar estos dos grupos de factores era común, hasta hace poco, para referirse sólo al entorno post-parto. Hoy estamos en condiciones de entender que la expresión de nuestros genes es en cierta medida la influencia de las experiencias tempranas, particularmente durante la vida fetal.

Tal acumulación de datos tiene enormes implicaciones. En términos de salud pública, parece que hoy nada es más importante que la salud y el bienestar de las mujeres embarazadas. En términos de investigación, nada es más importante que el estudio de los factores que influyen en el crecimiento fetal y el desarrollo fetal. Desde un punto de vista práctico, hay nuevas razones para preparar el ambiente intrauterino de una manera óptima.

La edad de la atención prenatal medicalizado

El ambiente intrauterino siempre ha estado muy influenciado por el estilo de vida de la madre-a-ser en el marco de la familia y la comunidad. Hay que añadir que, en un momento en las diferentes etapas de la vida reproductiva de seres humanos son más o menos controlado por una gran diversidad de profesionales de la salud, los profesionales de la salud pueden influir asimismo el ambiente prenatal.Pueden afectar, sin duda, los estados emocionales de las mujeres embarazadas. Estos proveedores de servicios de salud pueden crear un "efecto nocebo" (1) cuando el único objetivo de las visitas prenatales es para la detección de patologías y anomalías. Así, cada visita se convierte en una oportunidad para recordar, abierta o encubiertamente, todos los riesgos asociados con el embarazo y el parto. Sin embargo, los profesionales de la salud también pueden tener un efecto positivo. Siempre me acuerdo de las caras alegres de las mujeres embarazadas en el extremo de cantar sesiones en el hospital de Pithiviers durante los años 1970 y 1980.

Por otra parte, también hay que tener en cuenta cómo el asesoramiento nutricional de los profesionales de la salud puede influir en la vida fetal. A principios de 1990, en un hospital de Londres, alentamos a 500 mujeres embarazadas al azar a comer pescado de mar. Hay razones teóricas para prever una reducción en la incidencia de partos prematuros y recién nacidos de bajo peso. De hecho, el único efecto estadísticamente significativo se podría detectar en el periodo perinatal, en comparación con un grupo control de 500 mujeres-fue un aumento de la circunferencia media de la cabeza (un marcador de tamaño del cerebro). (2) Este estudio ha sido replicado recientemente y ampliado en otro hospital británico con resultados similares (no publicado aún).

Mientras tanto S Olsen y NJ Secher, en Dinamarca, exploraron la relación entre el consumo de pescados y mariscos en el embarazo y el riesgo de parto prematuro y bajo peso al nacer, entrevistando a 8.729 mujeres embarazadas acerca de sus hábitos alimenticios. (3) Los casos de parto prematuro difirió significativamente entre los cuatro grupos de consumo de pescados y mariscos, cayendo progresivamente desde el 7,1% en el grupo de no consumir pescado al 1,9% en el grupo de consumo de pescado en forma regular. Se me dio la oportunidad de interpretar las aparentes contradicciones entre los resultados de nuestros estudios y los resultados de los estudios daneses. (4,5) Los investigadores daneses, en gran medida, evaluaron los hábitos dietéticos que precedieron al comienzo del embarazo. Es probable que las recomendaciones dietéticas en las clínicas prenatales ocurren demasiado tarde para tener efectos detectables en el período perinatal.Idealmente, deberíamos abordar la importancia de la nutrición antes de la concepción del bebé, como una manera de preparar el ambiente intrauterino. La importancia del momento ya está bien entendido en relación con la recomendación habitual de tomar suplementos de ácido fólico para reducir el riesgo de defectos del tubo neural. La manera más efectiva de influir en el ambiente prenatal es preparar intencionalmente.

La edad de sustancias químicas artificiales solubles en grasa

El concepto de la sincronización aparece particularmente importante respecto a los efectos de productos químicos sintéticos solubles en grasa en la salud. Con los años todos hemos acumulado cientos de sustancias químicas en nuestro tejido adiposo que no hubieran estado allí hace sesenta años, porque estos productos químicos no existían en ese momento. Muchos de estos contaminantes tienen una larga vida media y que no cuenta con mecanismos para romper hacia abajo, por lo que no pueden ser eliminados por los riñones. Desde la década de 1990 nos hemos reunido datos suficientes para darse cuenta de que una gran amenaza para la salud de las generaciones futuras es la contaminación intrauterina por tales moléculas artificiales. Es durante este período que las moléculas utilizadas por las células para "hablar" entre sí (por ejemplo, hormonas) pueden afectar la forma en que los genes se expresen. Ellos son biológicamente activos en partes por billón, miles de veces más diluidas que el nivel en el que se lleva a cabo por lo general pruebas toxicológicas. La mayoría de los genes en nuestros cuerpos sólo se encienden para ventanas cortas de desarrollo, y luego se cierra hasta que la próxima generación. Esto explica por qué aparentemente muy bajos niveles de productos químicos pueden tener efectos biológicos en el feto a través de la señalización celular interrupción en niveles extremadamente bajos.

Los investigadores que querían estudiar los efectos a largo plazo de la contaminación de la leche materna, que se detecta fácilmente y por lo tanto bien documentado, siempre que las primeras advertencias sobre el desarrollo neurológico e intelectual. (10) estudios holandeses (6,7,8), América (9), y el español, después de tomar en cuenta muchos factores asociados, llegaron a la conclusión de que la atención debe centrarse en la evaluación de la contaminación intrauterina. Los efectos negativos de este tipo de contaminación fueron detectables en todos los estudios. Por otro lado, las ventajas de la lactancia materna superan los riesgos teóricos asociados con la contaminación leche humana.Una vez más, el concepto de tiempo es la clave para hacer las preguntas correctas.

Los estudios de desarrollo de los dientes también implicados la importancia de la contaminación intrauterina. Después de combinar los resultados de experimentos con animales y estudios clínicos (11,12), los dentistas finlandeses llegaron a la conclusión de que los defectos de mineralización de los primeros molares permanentes fueron el mejor indicador disponible de la exposición a dioxinas durante la vida fetal.

Las crecientes tasas de trastornos del tracto genital masculino también están relacionados con la contaminación intrauterina (aumento de la incidencia de criptorquidia (13), hipospadias (14), y cánceres de los testículos (15), el número de espermatozoides media de reducción (16)). La interpretación más plausible es que muchos productos químicos sintéticos acumulados a lo largo de los años en los tejidos adiposos son disruptores hormonales (más precisamente "imitadores de estrógenos"); que interfieren con el desarrollo de los testículos en el comienzo de la vida intrauterina. El aumento de la relación hombre / mujer de abortos involuntarios (17) y la relación hombre / mujer disminución en el nacimiento (18) también se explica por la vulnerabilidad de los fetos masculinos a los nuevos riesgos ambientales.

Nuevos objetivos para los programas preconcepcional

Esta lista de advertencias preliminares probablemente se alargará en un futuro próximo. Mientras tanto, los programas de preconcepción deben incluir nuevas preocupaciones. Un nuevo objetivo debe ser reducir la carga del cuerpo de sustancias químicas solubles en grasa durante el período antes de la concepción. Nuestro enfoque se basa en la movilización de lípidos: el objetivo principal es renovar las grasas almacenadas. El ayuno y la actividad física son dos mecanismos que pueden movilizar los lípidos almacenados y productos químicos solubles en grasa. Cuando hay más ácidos grasos libres en la sangre y por lo tanto más soluble en grasa los productos químicos, el cuerpo debe confiar en los medios extra-renal de la excreción (sudor, la bilis y la excreción intestinal).

Nuestro programa preconcepcional toma en cuenta estos hechos. Se basa en una serie de sesiones de ayuno de tres días. El principio consiste en perder peso y movilizar los ácidos grasos en cada sesión y recuperar de inmediato uno de peso previo entre las dos sesiones ("método de acordeón"). Durante una sesión no hay otro alimento disponible, excepto un cóctel especialmente diseñado hecho de una mezcla de jarabe de arce, jarabe de palmera y zumo de limón (la adición de 100 ml de 'jarabe de árbol natural' y 100 ml de zumo de limón para 1300 ml de agua). Pimienta de Cayena se añade después de la dilución (una forma de aumentar ligeramente la temperatura corporal). El cóctel puede ser consumido en cualquier momento sin restricción. Se proporciona proporciones ideales de zinc a manganeso a hierro, de calcio y magnesio y de potasio a sodio. El jugo de limón representa la principal fuente de vitamina C natural Este cóctel proporciona alrededor de 600 calories/24 horas.

Baños, saunas y el ejercicio también se combinan durante una sesión. La actividad física se adapta a los estilos de vida individuales. Las mujeres deben asegurarse de que no pueden quedar embarazadas antes, durante o inmediatamente después de una sesión, cuando tienen más químicos en su sangre. Lactancia es otra contraindicación.

La duración del programa es de seis sesiones mensuales. Durante las sesiones, los sujetos consumen dos porciones al día de cáscaras de psyllium en polvo (cáscaras de semillas de "plantago ovata '). Las fibras lipófilas de las cáscaras de psyllium aumentan la tasa de depuración de residuos tóxicos solubles en grasa.

Nuestro programa ha sido diseñado originalmente para las madres-a-ser. Hoy en día el concepto de "desarrollo de toxicidad mediada masculino" (19,20,21) justifica la participación de ambos sexos.

La evaluación de la eficacia del "método de acordeón"

Con el fin de evaluar la eficacia del "método de acordeón ', se compararon los datos proporcionados por las muestras de sangre antes y después de un programa de seis meses.

Treinta y cuatro voluntarios (23 mujeres y 11 hombres) se presentaron para la primera muestra de sangre. Grupos de tres o cuatro participantes se les dio explicaciones escritas y orales sobre el programa. También recibieron los ingredientes necesarios (jarabe de árbol, las cáscaras de psyllium, pimienta de cayena). Las posibilidades locales para baños de vapor, saunas y el ejercicio se analizaron de acuerdo a cada caso. Catorce participantes se presentaron para la segunda muestra de sangre. Una gran diversidad de razones se le dio por no tener el segundo examen de sangre: dos mujeres quedaron embarazadas, uno intentó una fertilización in vitro después de dos sesiones de ayuno, una mujer fue diagnosticada con cáncer, había varios divorcios y separaciones que conducen a la falta de interés para el programa. La dificultad de las sesiones de ayuno de tres días duraderas sin molestar a una vida ocupada se presenta a menudo como la razón principal.

Entre los 14 participantes que acudieron a la segunda muestra de sangre, siete (cinco mujeres y un par) había completado en serio todo el programa. Los otros siete no podía superar una gran gama de dificultades aparentemente relacionados con la disminución de su motivación.En una forma inesperada, podríamos por lo tanto, comparar un estudio (tratada) y un grupo de control (sin tratar) grupo.

El Laboratorio Central de Ciencias en York (Reino Unido) la prueba de 46 orto-PCB, que se utilizan como marcadores de sustancias químicas solubles en grasa. Su método ha sido validado y publicado después de la revisión por pares (22) La realización de análisis de laboratorio en Estudios Comparativos internacionales (23,24,25),. Usando esencialmente el mismo método, ha sido juzgado como aceptable o mejor. Los resultados se calculan utilizando internacionalmente aceptados (26) factores de equivalencia tóxica y se expresa en? G / kg.

Desde 46 PCBs se midieron dos veces entre los catorce participantes que tenían dos muestras de sangre, el laboratorio ofrece 1.288 resultados. Para cada participante, se calculó la suma de los 46 resultados de cada muestra de sangre, sabiendo que los cálculos estaban limitados por el hecho de que 95,20% de los resultados (1226) se da como un límite superior y sólo 4,80% como una evaluación más precisa.En el grupo de tratamiento, la suma promedio por persona disminuyó de 1,87? G a 1,61? G. Esta tendencia a disminuir (14% de disminución) no pudo alcanzar significación estadística (p = 0,11). En el grupo de control, por otra parte, la suma medio por persona aumentó de 1,51 g a 1,76 g, aunque la diferencia no era todavía estadísticamente significativa (p = 0,10):?? Es que lo que cabría esperar sin el método de acordeón? Por lo tanto tenemos que limitarnos a las tendencias y tenga en cuenta que la tendencia en el grupo de tratamiento es disminuir, mientras que la tendencia en el grupo no tratado fue aumentando.

Principales lecciones de nuestro estudio piloto

Los resultados de nuestro estudio piloto confirman la necesidad de estudios más amplios, de ser posible en poblaciones con más alta que la carga promedio del cuerpo de sustancias químicas solubles en grasa.

Las principales dificultades que tuvimos que enfrentar en cada fase de nuestro estudio piloto fueron predecibles. Todavía no está todavía entiende comúnmente que la salud humana está conformada en gran medida durante la vida intrauterina y que la contaminación prenatal es una amenaza para la salud de las futuras generaciones. La primera dificultad fue la financiación. La respuesta de la Lotería Nacional británica era un ejemplo típico. Después de llenar diferentes formas, recibimos una cortés carta diplomática que sugiere que hay otras prioridades que la evaluación de la eficacia de un programa preconcepcional. Irónicamente, nos enteramos recientemente que Lotería Nacional deja £ 2400000000 se sientan en los bancos. (27) Por último, fue gracias a una donación de una persona anónima que nuestro estudio se hizo posible.

La segunda dificultad era reclutar voluntarios. Mientras que muchas personas jóvenes pueden aceptar fácilmente los suplementos nutricionales, muy pocos son lo suficientemente motivado para seguir un programa de seis meses de duración que interfiere con su estilo de vida e implica el ayuno. Por último, entre los 34 participantes que se presentaron para la primera muestra de sangre, sólo siete han terminado el programa. Este hecho proporciona la evidencia de que un programa de este tipo antes de la concepción exige una fuerte motivación y compromiso. Sin embargo, debemos destacar que literalmente no hay otro método que no sea invasiva. En futuras investigaciones sería beneficioso para contratar a los participantes que viven en la misma área geográfica. Esto haría posible entrevistas de apoyo mensuales. Además, sería beneficioso para fomentar la participación de los varones. Varias mujeres destacaron la dificultad de preparar comidas para otra persona durante el ayuno.

Otros criterios pueden ser utilizados en otros estudios. Por ejemplo, las biopsias de tejido adiposo pueden ser más fiables que las muestras de sangre. Muchas otras moléculas liposolubles que de PCB también se pueden medir. Tenemos que mejorar nuestra comprensión de las rutas que el cuerpo puede utilizar para eliminar moléculas artificiales que de repente aparecieron en el entorno de hace algunas décadas.

Conclusión

El objetivo de nuestro estudio piloto era poner en marcha una nueva generación de investigación. El desarrollo de esta nueva generación de investigación implica una nueva conciencia necesaria. En el futuro, el asesoramiento preconcepcional debe reflejar las nuevas preocupaciones sobre la base de los de toda la vida los efectos de los contaminantes intrauterinos.

Esta nueva generación de investigación se desarrollará más fácilmente cuando la "ecología Womb" será reconocida como la rama más vital de Ecología Humana.

Michel Odent.

Agradecimientos:

Es gracias a las valiosas sugerencias, estímulos, y el asesoramiento continuo de Vyvyan Howard que nuestro estudio fue posible. Vyvyan Howard es profesor de Bioimaging, Centro de Biociencias Moleculares de la Universidad de Ulster. Es reconocido como un experto en el "feto-toxicológico".

Referencias

  1. Odent M. Eliminando el efecto nocebo en el cuidado prenatal. Boletín de Investigación en Salud Primal. 1994; 2 (2).
  2. Odent MR, McMillan L, Kimmel T. La atención prenatal y los peces del mar. Eur J Biol. Reproduct Obstetr Gynecol 1996; 68: 49-51.
  3. Olsen S, Secher NJ. Bajo consumo de productos del mar al principio del embarazo como factor de riesgo de parto prematuro: estudio prospectivo de cohorte. BMJ 2002; 324: 447.
  4. Odent M, S Colson, De Reu P. El consumo de mariscos y el parto pretérmino - alentar a las mujeres embarazadas a comer pescado no mostró efecto. BMJ 2002; 324: 1279.
  5. Odent M. Factores de riesgo de parto prematuro. Lancet 2003; 361: 436.
  6. HuismanM, Koopman-Esseboom C, et al. Condición neurológica en niños de 18 meses de edad con exposición perinatal a los bifenilos policlorados y dioxinas. Desarrollo Temprano Humano 1995; 43: 165-76.
  7. Koopman-Esseboom C, Weisglas-Kuperus N, et al. Efectos de la exposición bifenilo / Dioxina policlorados y el tipo de alimentación de los bebés de la salud mental y el desarrollo psicomotor. Pediatrics 1996; 97: 700-06
  8. Patandin S, Lanting IC, et al. Los efectos de la exposición ambiental a policlorados. bifenilo / dioxinas en las capacidades cognitivas de los niños holandeses a los 42 meses. J Ped 1999; 134 (1): 7-9.
  9. Jacobson JL, Jacobson SW. Deterioro intelectual en niños expuestos a los bifenilos policlorados en el útero. New Engl J Med 1996; 335 (11): 783-9.
  10. Ribas Fito-N, Cardo E, Sala M, et al. La lactancia materna, la exposición a compuestos organoclorados, y desarrollo neurológico en los bebés. Pediatrics 2003 May; 111 (5 Pt 1): E580-5.
  11. Alaluusua S, Lukinmaa PL, et al. La exposición a la 2,3,7,8-tetraclorodibenzo-para-dioxina provoca defectuosa formación de dentina y perforación pulpar en ratas incisivo. Toxicología 1993; 8: 1-13.
  12. Alaluusua S, Lukinmaa PL, et al. El desarrollo de los dientes como biomarcador de la exposición a dioxinas. Lancet 1999 (16 de enero), 353: 206.
  13. García-Rodríguez J, García-Martín M, et al. La exposición a los pesticidas y criptorquidia: evidencia geográfica de una posible asociación. Environ Health Perspect 1996; 104: 394-99.
  14. Paulozzi LJ, D Erickson, Jackson RJ. Hipospadias dos tendencias en los sistemas de vigilancia de Estados Unidos. Pediatrics 1997; 100: 831.
  15. Forman D, el cáncer testicular H. Moller. Cancer Surv 1994; 19-20:323-41.
  16. Auger J, Kunstmann JM, Czyglik F, Jouannet P. Disminución de la calidad del semen en los hombres fértiles en París durante los últimos 20 años. N Engl J Med 1995; 332: 281-5.
  17. Mizuno R. La razón hombre / mujer de las muertes fetales y nacimientos en Japón. Lancet 2000; 356: 738-39.
  18. Davis DL, Gottlieb MB, Stampnitzky JR. Reducción proporción de hombres y mujeres nacidos en varios países industrializados. Un indicador de salud centinela? JAMA 1998; 279: 1018-1023.
  19. Infante-Rivard C, Sinnett D. preconcepcional exposición paterna a pesticidas y el aumento del riesgo de leucemia infantil. Lancet 1999; 354: 1819.
  20. Dimich-Ward H, Hertzman C, et al. Efectos sobre la reproducción de la exposición paterna a clorofenato conservantes de la madera en la industria de aserradero. Scand J Work Environ Health 1998; 24 (5): 416.
  21. Nelson BK, Moorman WL, Shrader SM. Revisión de los trastornos conductuales y neuroquímicos masculino mediadas experimentales. Neurotoxicol Teratol 1996; 18 (6): 611-16.
  22. Fernandes A White S, Dsilva K y Rose M, Determinación simultánea de PCDD, PCDF, PCB y PBDE en los alimentos, Talanta 2004, 63, 1147-1155.
  23. EJ Yrjänheikki,, Los niveles de PCB, PCDD y PCDF en la leche materna y la sangre - segunda ronda de estudios de control de calidad, medio ambiente y salud en Europa, 1991, 37, OMS, Copenhague.
  24. RD Stephens, C. Rappe, DG Hayward, M. Nygren, JR Startin, A. Ersbøll, J. Carle y EJ Yrjänheikki, organización del estudio de intercalibración internacional Mundial de la Salud sobre las dioxinas y furanos en la leche materna y la sangre, Anal.Chem1992., 64, 3109.
  25. M. Nygren, EJ Yrjänheikki, A. Ersbøll, J. Carle y JR Startin de 1993, la tercera estudio de intercalibración internacional Mundial de la Salud sobre los PCB dioxinas y furanos en la leche materna, la leche de la sangre, de vaca y pescado, presentado en Dioxina 93, Viena, Austria.
  26. XR Van Leeuwen y Younes MM, evaluación del riesgo para la salud de las dioxinas: re-evaluación de la ingesta diaria tolerable (IDT), Aditivos y Contaminantes de los Alimentos, Vol. 17 N º 4.
  27. Jill Sherman, Joanna Bale. Caridades furiosa como la lotería le permite 3400000000 £ sentarse en el banco. The Times. 18 de octubre 2005.

El futuro de suicidio

El choque de una primera visita a China

Cuando usted visita un país muy misterioso, por primera vez, sus primeras impresiones siguen profundamente impreso. No puedo olvidar el comienzo de mi primera visita a China, en 1977. Mientras que en el camino a nuestro hotel en el centro de Beijing, en la tarde, pude observar en el ocio de los cientos de ciclistas que rodeaban nuestro autobús. El conductor tenía que ir despacio y hacer sonar el claxon continuamente, con el fin de despejar el camino. Mi primera sensación fue que, a pesar de su opaco uniforme al estilo Mao, toda esta gente parecía feliz, relajado y libre de ansiedad. Lo que su cuerpo y expresiones faciales decían contrasta con lo que me era familiar al observar los pasajeros en las ciudades occidentales como París.

Yo estaba allí entre un grupo de profesionales de la salud franceses pertenecientes a la "Asociación de Amistad Francia-China". Por todas partes nos dieron una cálida bienvenida por nuestros amigos chinos. Tenía menos emociones positivas cuando empecé a visitar las unidades de maternidad. Nuestros colegas estaban fascinados por la alta tecnología aplicada a la obstetricia. Querían aprender de nosotros acerca de los últimos avances en la monitorización fetal electrónica y exploraciones de ultrasonido. Estaban decepcionados Los acupunturistas de nuestro grupo. No podían aprender nada más que las mejores técnicas de la acupuntura para la anestesia durante la cesárea. A pesar de que era difícil obtener estadísticas precisas, era obvio que la tasa de cesáreas ya era alta. En los diversos hospitales que visité pude ver a esta operación sin ningún tipo de restricción, ya que siempre había al menos una en curso en cualquier unidad de maternidad. Incluso en las zonas rurales remotas, el parto fue muy medicalizado. En un pueblo que visité, donde el número promedio de partos al año fue de 13, las mujeres tuvieron que dar a luz en una "unidad de maternidad. Este fue, de hecho, una habitación con una mesa de entrega equipado con estribos. Dos médicos descalzos estaban a cargo de estos nacimientos. Las parteras ya estaban olvidados.

Tuve un shock la primera vez que estuve en una guardería para los bebés recién nacidos. Decenas de bebés fueron dispuestos uno al lado del otro, todos ellos envueltos en pañales. Regularmente, en un momento preciso, una enfermera con una máscara fue concienzudamente recogiendo una de las pequeñas parcelas: era la hora de comer. No podía dejar de pensar en el futuro de todos estos seres humanos. Tan pronto como nacieron estaban aprendiendo a ser desesperada. Eran, evidentemente en peligro. Ellos ya estaban perdiendo ese impulso que nos hace luchar, luchar por la vida.

El contexto de una segunda visita a China

Volví a China 25 años después. Esto fue en 2002. Las previsiones pesimistas inspiradas en mi primera visita, sin duda, se quedaron en tierra. Los ciclistas fueron reemplazados por coches de los conductores que hacen frente a los atascos de tráfico. En general, los viajeros que se encontraban todavía en una bicicleta y aquellos en las aceras parecían graves, pensativo, preocupado, incluso preocupado. No podía mirarlos sin pensar en las estadísticas que llevaba en mi bolsa. Hoy China representa el 44% de todos los suicidios y el 56% de todos los suicidios de mujeres en el mundo (1, 2, 3, 4). Esta tasa se traduce en más de un cuarto de millón de muertes por suicidio cada año en China (de acuerdo con las evaluaciones más optimistas). El punto importante es que la cifra es especialmente alta entre los adolescentes y adultos jóvenes: el suicidio es la principal causa de muerte en personas de 15-34 años de edad, que representan el 19% de todas las muertes.

En el mismo momento en que el Lancet publicaba su estudio estadístico autorizada sobre las muertes por suicidio en China (4), una revista médica más especializada estaba proporcionando información importante acerca de la depresión y la ideación suicida en los adolescentes chinos (5). Una encuesta mediante cuestionarios auto-realización se llevó a cabo en seis escuelas medias (rango de edad predominante de 13 a 17 años) en un entorno urbano y un entorno rural en la provincia de Zhejiang en el este de China. Los resultados son alarmantes. Un tercio de los estudiantes habían sufrido síntomas de depresión severa, con el 16% admitió que la ideación suicida y el 9% para tener en realidad un intento de suicidio.

El suicidio y la Investigación en Salud Primal

El suicidio de los adolescentes es de gran actualidad. Nos hemos centrado en China como un país donde las tasas son aún más altos que en otros lugares, y también porque algunas de las particularidades de este gran país puede ayudarnos a interpretar un fenómeno creciente de la edad moderna.

Si nos referimos a los trabajos de los antropólogos y los historiadores (6,7), parece que el joven suicida era casi desconocido en otras culturas. Esto es confirmado por revisiones de la literatura occidental. Hay muchas referencias al suicidio en los textos escritos por autores como Montesquieu, Shakespeare (8) y Rousseau (9), por ejemplo. Parece que el suicidio de estudiantes comenzó a despertar el interés público a principios del siglo XX. Ya en 1910, la Asociación de Psicoanálisis de Viena celebró una reunión, bajo la presidencia de Alfred Adler y en presencia de Sigmund Freud, para intercambiar puntos de vista sobre en constante aumento de las tasas de suicidio entre los estudiantes.

Hoy en día el tema del suicidio de jóvenes es familiar para la Investigación en Salud Primal. Incluso podríamos sugerir que la Investigación en Salud Primal es la celebración de las claves de interpretación de este fenómeno global. Explora nuestra base de datos y escriba la palabra clave "suicidio". Usted será dirigido hacia las entradas 0009, 0010, 0017, 0253 y 0338. Una visión general de estos estudios sugiere que existen factores de riesgo durante el período primal, en general, y el período perinatal, en particular. El estudio realizado por Lee Salk (0019) trata específicamente sobre el suicidio de los adolescentes en relación con lo que el nacimiento era. Los estudios realizados por Bertil Jacobson (0009, 0253) examinan los métodos de suicidio en relación con el tipo de complicaciones en el parto que podrían haber experimentado. Una visión general de nuestro banco de datos es aún más fructífera si se incluye todo tipo de comportamientos auto-destructivos de gran actualidad, como la adicción a las drogas (las entradas 0005, 0006, 0007, 0008, 0032, 0295) y la anorexia nerviosa (entrada 0260).

A pesar de la alta incidencia de conductas autodestructivas entre los jóvenes es una característica de nuestras sociedades, el número de entradas relevantes en el Banco de Datos de Investigación en Salud Primal es comparativamente pequeña. Además, los artículos médicos que he mencionado son raramente referenciados después en la literatura médica. Parece que busca en cualquier tipo de "alteración de la capacidad de amar a sí mismo" en relación a las prácticas obstétricas que no es políticamente correcto. Los autores de este tipo de investigación deben superar problemas burocráticos terribles. Me tomó tales estudios como ejemplos al publicar mi definición de "callejón sin salida epidemiología" (10), que es lo contrario de "epidemiologiy circular": epidemiólogos por lo general tienen una tendencia lamentable a repetir constantemente los mismos estudios, incluso cuando los resultados se conocen de antemano.

Aprender de las comparaciones internacionales

Por muchas razones, el caso de China es apropiado para iniciar las comparaciones internacionales. En primer lugar, porque más de mil millones de personas están involucradas. También porque las tasas de suicidio son excepcionalmente altos. Por otra parte - para los que tenga en mente los datos proporcionados por la Investigación en Salud Primal - es evidente que se trata de una parte del mundo donde el parto se convirtió bruscamente y recientemente altamente medicalizada: hoy en día las tasas de cesáreas se encuentran en la región del 40% en mayoría de los hospitales chinos. Otro punto importante es que casi todos los habitantes de China, viven a menos de 45 grados al norte del ecuador. Sin embargo, latitud es el factor mejor documentado que influye en la tasa de suicidios en una población dada. La vida debajo del paralelo 45 se asocia generalmente con tasas bajas. La vida por encima del paralelo 60 (en el hemisferio norte) se asocia con un mayor riesgo. Este es el caso de Finlandia, Noruega, el norte de Rusia y Alaska. Estos son los países donde no hay luz del sol durante las semanas de invierno y donde la depresión estacional es una preocupación importante. Por tanto, la cuestión de la latitud puede ser eliminada cuando se trata de interpretar las tasas de suicidios en China.

En el debate que siguió a la publicación del artículo de The Lancet (11.12.13), se constató que las políticas de planificación familiar actuales no proporcionan explicaciones directas de tales altas tasas de suicidios, sobre todo entre las mujeres jóvenes. Para abordar esta cuestión, los autores incluyeron temas sobre el embarazo, la esterilización, las multas por exceder la cuota de nacimiento y el nacimiento de una niña en la escala de acontecimientos de la vida que han desarrollado como parte de su estudio de autopsia psicológica nacional permanente de muertes accidentales. Se podría concluir que los efectos sociales y psicológicos de la política de planificación familiar china no son un factor determinante.

Este aspecto de la discusión fue en gran medida provocada por el hecho de que en China las tasas de suicidios en las mujeres son 25% más altos que en los hombres, mientras que en los países occidentales la relación hombre-mujer de completar el suicidio, aunque a menudo en la región de 03:01. Estos datos pueden ser fácilmente interpretados desde una perspectiva de investigación en salud primal. En una sociedad donde el nacimiento de una niña es a menudo visto como una catástrofe, el período primal de un ser humano es altamente dependiente de su sexo. Por lo que las tasas de suicidios siguen siendo más altas en las áreas rurales que en las ciudades, esto lleva a subrayar en primer lugar que la medicalización del parto se extendió rápidamente a toda la China. También conduce a subrayar que, si hay factores de riesgo en el período que rodea el nacimiento, no es una razón para subestimar la importancia de otros factores de riesgo posibles. Por otra parte, a partir de la discusión que siguió al artículo de The Lancet, parecía que una proporción considerable de las víctimas de intento de suicidio y de éxito no se conocían caracterizado enfermedad mental.

De hecho, lo que tenemos que recordar es que ninguno de los que participaron en esta discusión nunca sugirió una posible relación con la forma en que nacen los bebés ... una oportunidad para referirse de nuevo a la realidad de la "cul-de-sac epidemiología".

¿Qué pasa con el resto del mundo? En todas partes la preocupación principal es el suicidio de adolescentes y adultos jóvenes. Un análisis de las estadísticas europeas apoya firmemente los datos proporcionados por la perspectiva de la Investigación en Salud Primal. La Organización Mundial de la Salud ha publicado una evaluación del número de suicidios en el grupo de edad de 15 a 24 en los principales países europeos (14). Las tasas se expresan como el número de suicidios por cada 100 000 habitantes. Por tanto, es posible observar que el número de suicidios de jóvenes en las poblaciones que tienen niveles de vida comparables y que viven entre los 45 y los paralelos 60o. Esto lleva a excluir a Finlandia y Noruega, por una parte, y Grecia, Portugal, Italia y España, por otro lado.

Entre este grupo de países europeos bien definidos, la menor tasa de suicidios de jóvenes se encuentra en ... Holland (6,4 por 100 000). Se trata de 7,3 en el Reino Unido, 7,8 en Dinamarca, 8,0 en Alemania, 8,3 en Suecia, 9,1 en Francia, 9,6 en Polonia, 10,3 en la República Checa, 11,8 en Irlanda, 12,3 en Hungría, 13.8 y 14.9, en Austria, en Suiza. Todo el mundo sabe que Holanda es única cuando se trata de dar a luz. En Holanda el 82% de las parteras son independientes. Cuando una mujer holandesa descubre que está embarazada, su reflejo es por lo general a visitar una partera. La partera decidirá - durante el embarazo y durante el parto - si se requiere la aprobación del médico. El efecto del sistema holandés es que alrededor del 30% de los nacimientos ocurren en el hogar, mientras que muchos hospitales los partos son atendidos por una partera que no es responsable ante cualquier médico. Las tasas de cesáreas son alrededor del 10% y las tasas de la anestesia epidural se mantienen por debajo del 10%. Añadamos que, entre este grupo de países de Europa, Holanda también tiene el más bajo en general (es decir, todas las edades) las tasas de suicidios (Hungría tiene el más alto).

Estas estadísticas europeas podrían inspirar a muchos otros comentarios. Vamos a subrayar, por ejemplo, que la tasa de suicidios de jóvenes es más alto en Francia (aunque una parte de la población vive por debajo del paralelo 45) que en Suecia (aunque una parte de la población vive por encima del paralelo 60). El grado de medicalización y las tasas de intervención obstétrica son mucho más altos en Francia que en Suecia. También podemos destacar que las tasas de suicidios en jóvenes son más elevados en Irlanda - el reino de la "gestión activa del trabajo de parto" - que en el Reino Unido ...

Las estadísticas que hacen posible las comparaciones con Japón, que es un país de Asia, como China. Las tasas de suicidios de jóvenes (6,2) son bastante similares a las tasas holandeses ... así son las tasas de cesáreas (en torno al 10%) y los tipos de anestesia epidural (por debajo de 10%). Obstetricia en Japón se caracteriza por el pequeño tamaño medio de las unidades de maternidad y por el gran número de parteras.Mencionemos que las tasas de suicidios jóvenes son 12,9 en los EE.UU.. Estadísticas estadounidenses son difíciles de interpretar, ya que se mezclan datos de estados tan distantes como Alaska y Florida.

El futuro

No debemos concluir demasiado rápido que el futuro de China es sombrío. En este país el concepto de "revolución cultural" no pertenece a la imaginaria isla de Utopía. El sólo hecho de que "Partería Hoy" conferencias podrían celebrarse en junio pasado en Guangzhou y Shanghai es una razón para el optimismo. En estas conferencias la mayoría de los participantes fueron los obstetras, por la sencilla razón de que las parteras han desaparecido. Sin embargo, muchos de ellos eran mujeres jóvenes que se sienten - todavía vagamente - que hay algo malo en sus prácticas actuales. Debemos darnos cuenta de que estos médicos se encuentran en la fase ascendente de su fascinación por la alta tecnología. Esto se ilustra, por ejemplo, por el hecho de que ninguno de los hablantes de chino podría imaginar una presentación sin una fuente de punto, mientras que la mayoría de los altavoces occidentales estaban usando medios más rudimentarios de comunicación. Espero poder participar en la próxima conferencia de Partería Hoy en China en 2004 ... ¿será el comienzo de la "fase descendente"?

China está influenciado más que nunca por los países occidentales. No podemos disociar este enorme país del resto del mundo. Las crecientes tasas de comportamiento autodestructivo entre los jóvenes es un fenómeno global. Debe prevalecer sobre cualquier otra preocupación. Estudiar el futuro de la conducta suicida es tratar de anticipar el futuro de la Humanidad. Las conclusiones de dos viajes a China, junto con la perspectiva de la Investigación en Salud Primal, y con las comparaciones internacionales nos lleva a una pregunta simple: ¿puede la humanidad sobrevivir obstetricia ...?

Michel Odent

Referencias:

  1. OMS. El Informe Mundial de la Salud 1999. Ginebra: OMS, 1999.
  2. Yin DK. Estado actual del trabajo en salud mental en China: problemas y recomendaciones. Chin J Salud Ment 2000, 14: 4-5.
  3. Yip PS. El perfil epidemiológico de los suicidios en Beijing, China. Suicide Vida Threat compor 2001; 31 (1): 62-70.
  4. Phillips MR, Li X, Y. Zhang tasas de suicidio en China, 1995-1999. Lancet 2002; 359: 835-40.
  5. Hesketh T, Ding QJ, Jenkins, R. ideación suicida en los adolescentes chinos. Soc. Psiquiatría Epidemiol 2002; 37 (5): 230-5.
  6. Garrison, Gaston. Dans Le suicidas l'Antiquite et dans les temps modernes. Paris 1885.
  7. Crocker, Lester. La discusión sobre el suicidio en el siglo dieciocho. Revista de Historia de las ideas 1952, 13: 47-72.
  8. Faber, los suicidios de Mel D. Shakespeare. Algunas reflexiones históricas, dramáticas y psicológicas. En ensayos en la autodestrucción. Edwin S ed. Shneidman ed. NY 1967.
  9. Beda, Joseph Albert. Madame de Stael, Rousseau et le suicidio. Revue d'histoire littéraire de la France. 1966: 52-70.
  10. Odent M. Entre circular y cul-de-sac epidemiología. Lancet 2000; 355: 1371.
  11. Reardon DC. Las tasas de suicidios en China. Lancet 2002; 359: 2274.
  12. Bertolote JM, Fleischmann A. Tasas de suicidios en China. Lancet 2002; 359: 2274.
  13. Phillips MR, Li X, Zhang Y, Eddleston M. tasas de suicidios en China. Lancet 2002; 359: 2274-75.
  14. www2lysator.liu.se/nordic/scn/suicides.html
  15. Odent M. Salud Primal. Century Hutchinson. Londres 1986
  16. Seymour-Reichlin. Interacción neuroendocrino-inmunitario. N Engl J Med 1993; 329: 1246-1253

GLOSARIO

Proponemos un vocabulario adaptado al contexto científico (15).

Primal - primero en el tiempo y el primero en importancia.

Período Primal - el tiempo que incluía la vida fetal, período perinatal y la primera infancia. Es durante el período primal que los sistemas adaptativos involucrados en lo que llamamos comúnmente alcanzan la madurez de la salud. Es el momento de la estrecha dependencia de la madre. Se puede anticipar que cualquier tipo de evento ocurre durante este período puede tener efectos irreversibles.

Primal sistema adaptativo - el sistema nervioso subcortical, el sistema endocrino y el sistema inmunitario ya no deben ser separados y deben entenderse como un todo (por ejemplo, el cerebro es una glándula, la insulina es un neurotransmisor, los linfocitos pueden liberar endorfinas, etc.) Llamamos a esta red el "sistema adaptativo primal '. Frases de la literatura médica, como 'psychoneuroimmuno sistema endocrinológico "," psychoneuro inmunología ", inmuno endocrinología", etc, deben ser expresadas en términos simples. Una reciente revisión-artículo en el New England Journal of Medicine dio una perfecta descripción actualizada de lo que llamamos el "sistema adaptativo primal '. (16)

Salud - es lo bien que funciona el sistema de adaptación primal (que no es la ausencia de enfermedad).

Salud Primal - al final del período primal nos encontramos en un estado básico de salud llamada la salud primal. El objetivo de la investigación en salud primal es explorar correlaciones entre el período primigenio y lo que sucederá después.

Génesis de la orientación sexual - desde Platón hasta Dorner

¿Por qué la mayoría de los seres humanos tienen una preferencia constante por mantener relaciones sexuales con el sexo opuesto? ¿Por qué los otros tienen una preferencia constante por mantener relaciones sexuales con su mismo sexo? ¿Por qué los otros expresan cierta ambivalencia sobre el sexo de su pareja? Cualquier estudio de la heterosexualidad, la homosexualidad y la bisexualidad debe comenzar con preguntas acerca de la génesis de la orientación sexual. Somos la única especie que una proporción sustancial de individuos es exclusiva y sistemáticamente orientado hacia su propio sexo.

Historia

Hasta hace poco, todas las teorías de la orientación sexual desafiaron verificación científica. En la antigua Grecia, Platón había expresado la teoría dominante en el Simposio. Explicó cómo la humanidad se dividió inicialmente en tres sexos en lugar de dos: sus miembros se unieron en parejas ya sea de dos hombres o dos mujeres, o un hombre y una mujer. Zeus cortó cada par aparte de disminuir su poder y enseñarles a temer a los dioses. Esto explica por qué los humanos pasan su tiempo en la tierra en busca de su otra mitad, con los que se pueden combinar en el amor. Aquellos cuyas relaciones sexuales una vez había sido mezclado estaban obsesionados por el acoplamiento, mientras que las personas nacidas de parejas del mismo sexo eran más adecuados para el negocio todos los días del mundo, en particular para el gobierno y el liderazgo.

Durante el siglo XX, muchas teorías se centraron en explicaciones basadas en sociales (sobre todo de la familia) y las causas ambientales.Freud, sin descartar los factores hereditarios, argumentó que la homosexualidad masculina refleja una fijación prematura de uno de desarrollo psicosexual: era generalmente debido a la presencia de una madre dominante o la ausencia de un padre dominante (1) La homosexualidad se ha atribuido también a la seducción en. primera infancia por un hermano o compañero de juego del mismo sexo más que arrestó el desarrollo psicosexual (2) Otros han atribuido la homosexualidad masculina a excesivas demandas de la sociedad sobre los niños a ser "masculino":. es decir, los niños que se sienten inadecuados para cumplir con esas demandas tienden a buscar refugio en papeles mujeres. (3) en la década de 1950, las teorías impronta sobre la base de los principios del aprendizaje etológicos se han desarrollado. Se argumentó que, después del primer o segundo año de vida caracterizada por la neutralidad sexual, la propia orientación sexual estará formado por el segundo o tercer año de vida. Sutiles encuentros sociales, a menudo accidentales durante este período crítico causan la orientación sexual de desarrollar gradualmente, pero irreversible. (4)

Estas teorías del siglo XX no son compatibles con los hombres homosexuales que sienten que su orientación sexual sea innata, profundamente arraigadas en su personalidad, y no determinado por factores externos. Es significativo que la mayoría de los hombres homosexuales ni buscan ni desean reorientación terapéutica.

Siglo XXI

En la era de la Investigación en Salud Primal, estamos aprendiendo que la mayoría de los rasgos de personalidad y los estados de salud son en gran medida determinado durante la vida fetal. Es hora de dejar de contrastar los factores genéticos y ambientales. Ahora entendemos que la expresión de nuestros genes está influenciada por principios - en particular prenatal y perinatal - factores ambientales. Nuestro estudio de la génesis de la orientación sexual proporciona una oportunidad ejemplar para darse cuenta de que estamos entrando en una nueva fase en nuestra comprensión del desarrollo humano. Por un lado, el papel de los factores genéticos en la orientación sexual está bien investigado. Por otro lado existe está acumulando de los datos que confirman que la sexualización del cerebro es en gran medida determinada durante la vida fetal.

Hoy en día, mediante la combinación de datos anatómicos, la perspectiva genética, los resultados de los experimentos con animales y los resultados de los estudios fisiológicos y epidemiológicos, podemos sacar conclusiones valiosas.

Datos anatómicos.

Hay muchas razones para preguntarse si la estructura anatómica del hipotálamo es el mismo entre los hombres heterosexuales y homosexuales. El hipotálamo es una estructura del cerebro arcaico que se desarrolla temprano en la vida y que está involucrado en la regulación de la conducta sexual típicamente masculina.

Simon LeVay, neurocientífico en el Instituto Salk de San Diego, se dispuso a responder a esta pregunta intrigante examinando el hipotálamo de 41 temas - 19 hombres homosexuales que habían muerto de complicaciones de SIDA, 16 hombres heterosexuales, y seis mujeres heterosexuales. Un rasgo característico de los cerebros de hombres homosexuales es el pequeño tamaño de un núcleo hipotalámico, INAH 3, que encontró LeVay ser del mismo tamaño que en las mujeres y sólo la mitad del tamaño que se encuentra en los hombres heterosexuales. (5) INAH 3, se llega a la conclusión , es dismorphic no con el sexo, pero con la orientación sexual. Cabe señalar que seis de los hombres heterosexuales habían muerto de SIDA, pero sin embargo tuvo un gran INAH 3. El análisis estadístico indicó que la probabilidad de que el resultado está siendo atribuirse al azar era aproximadamente uno de cada 1000. Los cerebros de las lesbianas podría producir resultados interesantes, pero rara vez son disponibles para la investigación, ya que este grupo es de bajo riesgo de SIDA.

Recordemos que, ya en la década de 1960, Gunter Dorner, de Berlín Oriental, ya había llevado a cabo experimentos con animales con el fin de demostrar la importancia del hipotálamo en el comportamiento sexual. (6,7,8) Las conclusiones de Dorner se vieron reforzadas por Gorski y colegas que descubrió que, en ratas, el tamaño de la 'núcleo sexual dismorphic' del hipotálamo se establece muy temprano en la vida y influye en el comportamiento sexual más adelante. (9) Posteriormente, el mismo equipo de investigadores mostraron que dos núcleos del hipotálamo, INAH 2 y 3, fueron dos veces mayores en los hombres que en las mujeres (10).

Gorski y sus colegas han informado de otra de las características en el cerebro que está relacionada con la orientación sexual. La comisura anterior, un haz de fibras que cruzan la línea media del cerebro, es mayor en las mujeres y los hombres homosexuales que en los heterosexuales.

El componente genético

Ahora entendemos que la expresión de nuestros genes está influenciada por factores ambientales tempranas, por lo que podemos aceptar que incluso un factor genético que reduce el éxito reproductivo puede transmitirse en una población. Las dos principales herramientas de investigación para evaluar el componente genético son los estudios de gemelos y familiares y análisis de ligamiento de ADN. (11)

Estudios de árboles individuales y familiares se basan en el principio de que los rasgos genéticamente influido en las familias. El primer estudio moderno de los patrones de la homosexualidad dentro de las familias fue publicado en 1985 por Richard Pillard y Weinrich James de la Universidad de Boston. Desde entonces, muchos otros estudios sistemáticos de los gemelos y hermanos de los hombres gay y las lesbianas han confirmado los resultados iniciales. Los primeros datos combinados para los hombres mostraron que alrededor del 57% de los gemelos idénticos, el 24% de los mellizos y el 13% de los hermanos de los hombres gays también son gays. Para las mujeres, aproximadamente el 50% de los gemelos idénticos, el 16% de los mellizos y el 13% de las hermanas de las lesbianas también son lesbianas. Michael Bailey, de la Northwestern University estima que la heredabilidad general de la orientación sexual es alrededor del 53% para los hombres y 52% para las mujeres. Una de las últimas evaluaciones, con base en la orientación sexual en una muestra nacional de EE.UU. de pares de hermanos gemelos y no gemelos, confirmaron que la semejanza de la orientación sexual fue mayor en los gemelos que en los mellizos y que la orientación sexual es "una notable influencia por factores genéticos. (12)

Los árboles genealógicos de orientación sexual masculina muestran que las tasas de la homosexualidad en los hombres maternalmente relacionados están muy por encima de la incidencia del 2% en el promedio de la población, mientras que las tasas en los familiares paternos son similares a las de la población media. Este hallazgo plantea la posibilidad de la participación de cromosoma X. Los machos tienen dos cromosomas sexuales - Y heredado del padre y un X de la madre. Por lo tanto, un rasgo hereditario a través del lado de la madre lógicamente podría ser influenciado por un gen en uno de sus cromosomas X. Esta hipótesis es la base de los análisis de ADN del cromosoma X por Hamer y sus colegas se dedujo que un área pequeña en la punta del cromosoma X - Xq28 - fue compartida por un gran porcentaje de hermanos homosexuales (13).

Los resultados de dichos análisis de ADN se centran en el cromosoma X pueden ayudar a interpretar un estudio entre una población italiana, en la que las madres de los hombres homosexuales produjeron un promedio de 2,7 bebés, en comparación con 2,3 para las otras madres. (14) Parece que la madre - heredan factores que favorecen la homosexualidad masculina también promueven la fecundidad femenina. Esto podría explicar por qué un factor genético que reduce el éxito reproductivo permanece en la población.

Pre y perinatal ambiente

El momento crucial en nuestra comprensión de los efectos de los factores ambientales en la orientación sexual se ha generado por la obra de Gunter Dorner. Probablemente porque Dorner se basó en Berlín su investigación pionera en la década de 1970 no fue ampliamente notado. (15,16,17) Antes Dorner ha habido intentos fallidos para comparar los perfiles hormonales de los adultos que expresan las diferentes orientaciones sexuales. Estudios de Dorner reveló la importancia del período crítico cuando ocurre la diferenciación sexual del cerebro. ] Si bien este período crítico puede variar ligeramente de una especie a otra, siempre es en el momento del nacimiento.

Dorner comenzó con los experimentos con animales. Las ratas macho fueron castrados en el primer día de vida y fueron inyectados con hormonas masculinas cuando los adultos. Estas ratas macho expresaron una inversión completa de la conducta sexual. En otras palabras, la privación de testosterona durante el período fetal crítico de determinación sexual produce el comportamiento homosexual en su vida adulta.

Lo que sabemos ahora sobre el perfil hormonal de los homosexuales encaja perfectamente con la hipótesis de una falta transitoria de testosterona durante el período crítico. Los homosexuales suelen tener el mismo nivel de testosterona total como heterosexuales, pero su nivel de "testosterona libre" (testosterona que no se combina con otras sustancias químicas) es menor. Los niveles de las hormonas pituitarias que controlan las funciones testiculares son relativamente altos y también lo son los niveles de estrógenos. Es importante tener en cuenta es que si este perfil hormonal debían ser reproducidas artificialmente en un adulto, que no den lugar a un comportamiento homosexual. Cuando un feto se enfrenta a una falta de testosterona en el final del embarazo se compensa mediante el aumento de las secreciones de hormonas de la pituitaria. Al mismo tiempo que el feto intenta aumentar el nivel de hormonas masculinas por un mecanismo de retroalimentación, que aumenta en paralelo el nivel de estrógenos. De hecho, los estrógenos incrementan la capacidad de unión de las hormonas sexuales con las proteínas y reducir el nivel de testosterona libre.

Esto plantea la cuestión de cómo y por qué algunos fetos carecen de hormonas masculinas en el final del embarazo. La respuesta podría ser que ciertas situaciones de estrés en este momento podrían dar lugar a un alto nivel de actividad en las glándulas suprarrenales de la madre.Las glándulas suprarrenales liberan hormonas masculinas la acción de la cual es diferente de la testosterona, pero lo suficientemente similares como para competir con la testosterona en el cerebro del feto para reducir la cantidad de testosterona libre. Por otra parte, una pregunta complementaria se eleva: ¿Puede el estrés prenatal desempeñar un papel causal en la homosexualidad masculina humana?

El enfoque multidisciplinario del equipo de Dorner da respuesta a esta pregunta. Encontraron una manera significativa, mayor proporción de hombres homosexuales en la antigua Alemania del Este, entre la población nacida entre 1941 y 1947 (con una frecuencia relativa máxima en 1944-1945). (18) En otro estudio por el equipo de Dorner, cien bi- o los hombres homosexuales se les preguntó sobre la ocurrencia de eventos estresantes maternas durante su vida prenatal. Un significativamente-aumento de la incidencia de situaciones estresantes prenatales se encontró en bisexuales y, en particular, en los hombres homosexuales. (19)

Desde la década de 1980, varios estudios experimentales han apoyado las interpretaciones sugeridas por Dorner. Han confirmado en particular, que las ratas hembras en situaciones de estrés durante el embarazo son más propensas a tener hijos varones que exhiben en la edad adulta posturas receptividad femeninas (lordosis) en presencia de otros machos, que los que no están estresados. Algunos de estos estudios experimentales sugieren que el consumo de alcohol también puede modular el aumento de la testosterona fetal. (20) Los efectos de las situaciones de estrés, pero no de consumo de alcohol, fueron confirmados por otro estudio que involucró a 7.500 seres humanos y sus madres. Este estudio fue el primero en sugerir que la nicotina ha masculinizantes / defeminizing efectos de la orientación sexual de la descendencia femenina. (21)

En un momento en que nuestra atención se centra en el período crítico de la sexualización del cerebro y cuando entendemos cómo artificial es la separación de los diferentes componentes del "sistema adaptativo Primal '(sistema nervioso, el sistema endocrino y el sistema inmunológico), podemos fácilmente ofrecer interpretaciones de los datos recientemente publicados relevantes. Según un estudio canadiense participaron 302 hombres homosexuales y un número igual de hombres heterosexuales, la presencia de los hermanos mayores se relacionó con una mayor probabilidad de la homosexualidad en los varones que nacen después, mientras que las hermanas mayores ni mejorar ni contrarrestar este efecto. (22 ) La interpretación más plausible tiene en cuenta que los fetos masculinos son más antigénico a la madre de los fetos femeninos y por lo tanto más probabilidades de provocar reacciones inmunes maternas. Esta reacción se fortalece después de cada embarazo con un feto masculino. La conexión entre la reacción inmune de la madre y la futura orientación sexual del niño es tal vez algún efecto de los anticuerpos maternos en la diferenciación sexual del cerebro. Es de destacar que el antígeno específica de los machos HY Y-ligado (23), que se considera la base para la mayor antigenicidad de los fetos macho (24), parece ser bien representado en las superficies de las células del cerebro. (25)

El futuro

La reciente acumulación de datos con respecto a la génesis de la orientación sexual ha abierto varias vías de investigación:

- La orientación sexual de los sujetos genéticamente femeninos:

En comparación con la orientación sexual de los sujetos genéticamente varones, la orientación sexual de los sujetos femeninos no ha sido ampliamente estudiada, aunque Dorner ha demostrado que una inversión completa de la conducta sexual se produce en las ratas hembra después de exceso de andrógenos durante la diferenciación sexual del brain.17

Perkins miró a la morfología de las lesbianas. (26) Se informó que las lesbianas tienen las caderas más estrechas y se basa más musculosos que las mujeres no lesbianas. Dentro de las relaciones lésbicas, los que jugaron el papel más dominante eran más altos (una diferencia estadísticamente muy significativa). Las mujeres dominantes también tienen hombros más anchos y caderas estrechas que las lesbianas hicieron que jugaron un papel pasivo o intermedio, aunque sólo las mediciones de hombro fueron estadísticamente significativas. Estas diferencias son consistentes con un proceso de desarrollo que afecta la masculinidad, tanto en construcción y personalidad. Una pieza de gran alcance de la evidencia para el lesbianismo está relacionada con la masculinización prenatal proviene de la comparación de los sistemas auditivos de los heterosexuales y los homosexuales:. Clics otoemisiones acústicas evocadas de lesbianas parecían a la de patrón masculino en lugar del patrón femenino (27)

- Los bebés nacen manera

El Banco de Datos de Investigación en Salud Primal contiene un cierto número de estudios acceder a través de las palabras clave "orientación sexual" y "homosexualidad"

Llama la atención que ninguno de estos estudios examinó posibles factores perinatales. Dado que la sexualización del cerebro de los mamíferos en general está influenciada por factores pre y perinatal, también podríamos preguntarnos si la relación de los homosexuales a heterosexuales se relaciona con la forma en los bebés nacen. ¿Es esta la misma relación entre los nacidos por vía vaginal sin ningún fármaco o intervención, en comparación con los nacidos después de la inducción del parto o después de la cesárea electiva, o después de una cesárea durante el parto, o por un parto prematuro seguido de algunas semanas que pasó en un unidad de cuidados intensivos?

- La contaminación intrauterina

Desde finales de 1990 pudimos reunir una cantidad suficiente de datos para darse cuenta de que la mayor amenaza para la salud de las generaciones futuras es la contaminación intrauterina por moléculas artificiales solubles en grasa. La extensa lista de tales contaminantes incluye PCBs, dioxinas y bisfenol-A que se acumulan con los años en los tejidos adiposos. Muchos de estos productos químicos sintéticos se consideran disruptores hormonales. Más precisamente, que imitan los estrógenos. Es así como actualmente se explican las crecientes tasas de enfermedades del tracto genital masculino (criptorquidia, hipospadias, cáncer testicular, disminución del recuento de espermatozoide promedio, etc.) Es plausible que esta forma moderna de la contaminación también puede influir en la sexualización del cerebro. Resultados relevantes de los experimentos preliminares en animales ya han sido publicados. (28) Curiosamente Dorner ya está mirando a la contaminación de leche (un marcador de la contaminación intrauterina). (29)

Si nuestro centro fueron lo suficientemente rico como para otorgar un "Premio de Investigación en Salud Primal" Supongo que Gunter Dorner sería el candidato más probable.

Michel Odent

Referencias:

  1. Freud S. Drei Abhandlunger zur Sexualtheorie [tres ensayos sobre la teoría de la sexualidad]. F Deuticke 1905. Leipzig. Alemania.
  2. Cameron N. Desarrollo y psicopatología. Houghton-Mifflin 1963. Boston.
  3. Kardiner A. El vuelo de la masculinidad. En Ruitenbeek ed. El problema de la homosexualidad en la sociedad moderna (PP17-39).Dutton 1963. NY.
  4. Smitt JW. La homosexualidad bajo una nueva luz. Revista Internacional de Sexología, 1952; 6: 36-39.
  5. LeVay S. Una diferencia en la estructura hipotalámica entre hombres heterosexuales y homosexuales. Ciencia 1991; 253: 1034-1037.
  6. Dorner G, Staudt J. Cambios estructurales en el área hipotalámica anterior preóptica de la rata macho, después de la castración neonatal y la sustitución androgénica. Neuroendocrinología 1968, 3: 136-140.
  7. Dorner G, Staudt J. Perinatal diferenciación sexual estructural del hipotálamo en ratas. Neuroendocrinología 1969; 5: 103-106
  8. Dorner G, Staudt J. Cambios estructurales en los ventromedialnucleus hipotálamo de la rata macho después de la castración neonatal y el tratamiento de andrógenos. Neuroendocrinología 1969; 4: 278-281
  9. Gorski RA, Gordon JH, Shryne JE, Santham AM. La evidencia de una diferencia morfológica en el área preóptica medial del cerebro de la rata. Brain Res 1978; 148: 333-46.
  10. Allen LS, M Hines, JE Shryne, Gorski RA. Dos grupos de células sexualmente dismorphic en el cerebro humano. J Neurosci 1989; 9: 497-506.
  11. Le Vay S, Hamer DH. La evidencia de una influencia biológica de la homosexualidad masculina. Scientific American 05 1994: 44-49
  12. Kendler KS, Thornton LM, Gilman SE, Kessler RC. Orientación sexual en una muestra nacional de EE.UU. de pares de hermanos gemelos y no gemelos. Am J Psychiatry 2000; 157 (11): 1943-46
  13. Hamer DH, Hu S, Magnuson VL, et al. Un vínculo entre marcadores en el cromosoma X y orientatiom sexual masculina. Ciencia 1993; 261: 321-327.
  14. Corna F, Camperio-Ciani A, Capiluppi C. La evidencia de factores heredados por vía materna a favor de la homosexualidad masculina y la promoción de la fecundidad femenina. Proceedings of the Royal Society B: Ciencias Biológicas. 12 de octubre 2004.
  15. Dorner G. Sexualhormonabhangige gehirndifferenzierung und Sexualität. Springer-Verlag. Nueva York 1972.
  16. Dorner G. Las hormonas y la diferenciación del cerebro. Elsevier / North-Holland Biomedical Press. Ámsterdam 1976.
  17. Dorner G. dependiente de hormona de diferenciación, la maduración y la función del cerebro y el comportamiento sexual.Endokrinologie 1977, 69: 306-20.
  18. Dorner G, T Geier, Ahrens L, et al. El estrés prenatal como posible factor aetiogenetic de la homosexualidad en los varones humanos. Endokrinologie 1980; 75 (3): 365-8.
  19. Dorner G, B Schenk, Schmiedel B, Ahrens L. Los eventos estresantes en la vida prenatal de los hombres bi y homosexual. Exp. Clin Endocrinol 1983; 81 (1): 83-7.
  20. Ward, IL, sala OB, Affuso JD, et al. Fetal aumento de la testosterona: modulaciones específicas inducidas en ratas macho por el estrés materno y / o consumo de alcohol. Horm conductas 2003; 43 (5): 531-9.
  21. Ellis L, Cole-Harding S. Los efectos del estrés prenatal y prenatal de alcohol, la nicotina y la exposición, en la orientación sexual humana. Physiol conductas 2001, 74 (1-2): 213-26.
  22. Blanchard R, Bogaert AF. La homosexualidad en los hombres y el número de hermanos mayores. Am J Psychiatry 1996; 153: 27-31.
  23. Muller U, Lattermann U: antígenos H-Y, la diferenciación sexual y la espermatogénesis. Exp. Clin Inmunógeno 1988; 5: 176-185.
  24. Komlos L, Vardimon D, Normann J, et al. Papel del sexo de los niños en la mezcla madre-hijo linfocitos reactividad cultura. Am J Reprod Immunol 1990; 22: 4-8.
  25. Koo GC. Serología de antígeno H-Y. Hum Genet 1981, 58: 18-20.
  26. Perkins, MW Mujer homosexualidad y la estructura corporal. Archivos de Comportamiento Sexual 1981, 10: 337-345.
  27. McFadden, D, Pasanen, EG Comparación de los sistemas auditivos de los heterosexuales y los homosexuales: clic-evocó las emisiones otoacústicas. Actas de la Academia Nacional de Ciencias de EE.UU. 1998, 95: 2709-2713.
  28. Farabollini F, S Porrini, Della Seta D, F Bianchi, Dessi-Fulgheri F. Efectos de la exposición perinatal a bisfenol A en el comportamiento sociosexual de ratas hembra y macho. Environ Health Perspectives. 2002 Jun; 110 Suppl 3:409-14.
  29. Dorner G, Plagemann A. DDT en la leche humana y la capacidad mental en los niños en edad escolar: una visión adicional sobre PISA 2000. Neuro carta Endocrinol 2002, 23 (5-6): 427-31

Cáncer de mama y Ecología Womb

Hace veinte años, al prever "Investigación en Salud Primal" como una nueva generación de investigación (1), no pude encontrar ningún estudio pionero publicado explorar los factores de riesgo para el cáncer de mama durante la vida intrauterina. En 2006, un resumen de la base de datos de la investigación en salud primal revelan una acumulación de datos recientes que indican una nueva visión de la génesis de esta enfermedad.

Una perspectiva Inevitable

En el contexto científico actual, se puede afirmar que algunas mujeres heredan un riesgo mayor de cáncer de mama, pero no la enfermedad misma. Es bien conocido que las mujeres que han heredado ciertas mutaciones en genes particulares (tales como BGRCA1 y BRCA2) tienen un alto riesgo de desarrollar cáncer de mama durante su vida, pero no todas las mujeres que heredan las mutaciones en estos genes se desarrollará este tipo de cáncer. Por lo tanto, es necesario para mejorar nuestra comprensión de la interacción entre factores genéticos y ambientales temprana. En otras palabras, necesitamos la perspectiva de la investigación en salud primal aún más, ya que los factores de riesgo establecidos, como la nuliparidad, edad de la menarquia, edad al primer parto, la lactancia materna, la exposición a los estrógenos sintéticos dietilestilbestrol (DES) en la edad adulta, y los hábitos alimenticios son insuficientes para explicar adecuadamente el patrón de aparición de este tipo de cáncer.

Hoy en día, la Investigación en Salud Primal ofrece una perspectiva inevitable si queremos comparar la importancia de los múltiples factores de riesgo.

Aprender de Suecia

El primer estudio autorizado grande como para tomar esta perspectiva era sueca. (2) Este estudio, publicado en 1997, ilustra el tipo de investigación que es factible sólo en Suecia. Los autores tenían a su disposición los registros de nacimiento de todos los partos en cinco hospitales diferentes de 1874 a través de 1961 (no hay otro país en el que se dispone de esos datos). También tienen acceso al Registro Nacional de Cáncer y el Registro de Cáncer Regional Uppsala desde 1958 hasta 1994 (esto también no se puede hacer fuera de Suecia). Por lo tanto, podrían recopilar datos de los registros de nacimiento en relación 1.068 mujeres que desarrollaron cáncer de mama y 2727 controles emparejados individualmente para la fecha de nacimiento.

Los autores encontraron un riesgo reducido notablemente y de manera significativa en las mujeres cuyas madres tenían "toxemia" (pre-eclampsia o eclampsia): la odds ratio fue de 0,41. Ellos encontraron un exceso de riesgo significativo (odds ratio 2,16) en las mujeres que tuvieron ictericia neonatal o que nacieron antes de las 33 semanas (OR 3,96). Hubo también un aumento del riesgo en los gemelos no idénticos, pero el exceso estaba en el límite de la significación estadística. No hubo evidencia en estos datos de una asociación estadísticamente significativa o incluso sustancial de riesgo de cáncer de mama con indicadores de tamaño de nacimiento (peso y la longitud al nacer y el peso de la placenta). Debido a que la toxemia del embarazo se asocia con niveles bajos de estrógenos, mientras que la ictericia neonatal, la prematuridad severa, y los gemelos dicigóticos están asociados con niveles altos, los autores podrían sugerir que los estrógenos desempeñan un papel crítico durante el período intrauterino.

Ya en 1992, el mismo equipo del Hospital Universitario de Uppsala había publicado un estudio más pequeño con el mismo método, de 458 casos de cáncer de mama y 1197 controles pareados. (3) pre-eclampsia/eclampsia cuando la madre dio a luz a su hija ya estaba asociada con una reducción altamente significativa en el riesgo de cáncer de mama. Las tendencias para aumento de la incidencia del cáncer de mama con el aumento de peso al nacer, la longitud al nacer, y peso de la placenta no fueron estadísticamente significativas.

Más recientemente, el mismo equipo sueco llevó a cabo dos estudios para aclarar el riesgo de cáncer de mama en las mujeres nacidas antes de tiempo. De acuerdo con un primer estudio, el riesgo en mujeres nacidos antes de 31 semanas de gestación se incrementó significativamente (4), pero un estudio más ampliada no pudo confirmar la significación estadística de los resuts anteriores. (5)

No sólo el equipo de Uppsala epidemiología explorar factores pre y perinatales de riesgo, también se llevaron a cabo estudios y sugirió interpretaciones que podrían reforzar la credibilidad de las correlaciones que habían traído a la luz. Los datos relativos a todas las 115.670 mujeres nacidas entre 1858 y 1958 que se informó al Registro de Cáncer de Suecia en 1958/89 con cáncer de mama, identificaron un patrón estacional significativo para las mujeres nacidas entre 1880 y 1920: las mujeres nacidas en junio tuvieron un riesgo del 5% más de cáncer de mama que los nacidos en el mes de diciembre. (6) En cambio, no hubo evidencia de estacionalidad natalidad entre 440.948 mujeres con cáncer en otros sitios.

Se puede concluir que la carcinogénesis pre y peri-natal factores de influencia materna, ya que las exposiciones relacionadas con el riesgo de cáncer de mama más tarde en la vida es poco probable que estar relacionado con mes de nacimiento. En los otros resultados de los nacimientos de mano y sobre todo pre-eclampsia, están influenciados por la época de nacimiento. En los países escandinavos, que dan a luz en invierno es un factor de riesgo de pre-eclampsia.

Uno también puede preguntarse si la exposición preeclampsia podría ser un factor causal indirecta, al afectar, por ejemplo, el desarrollo puberal y la morfología de los adultos. Investigadores de Uppsala ofrecen respuestas a esta pregunta a través de entrevistas con 230 mujeres exposición comprobada pre-eclampsia durante la vida fetal y 359 mujeres no expuestas. (7) Mientras que los bebés de las mujeres que había pre-eclampsia fueron más ligero y más corto para su edad gestacional, en la edad adulta no hubo diferencias en la altura, índice de masa corporal, relación cintura-cadera, o la edad de la menarquia. La variación en la altura final era en gran medida se explica por la altura de los padres. Estos datos indican que ni la antropometría de adultos ni la edad de la menarquia es importante en la vía causal entre la exposición pre-eclampsia intra-uterino y la disminución del riesgo de cáncer de mama.

Estas conclusiones se ven reforzadas por los resultados de otro estudio realizado por el mismo equipo de investigadores. Se recuperan las mamografías para las 370 mujeres de 40 a 74 años de edad, sin antecedentes de cáncer de mama, para el que el peso al nacer, talla al nacer, peso de la placenta y otras características de nacimiento se indicaron en sus registros de nacimiento en el hospital de la Universidad de Uppsala. (8) Evaluación Blind de los patrones del parénquima mamográfico permitió a los sujetos para ser clasificados como de riesgo bajo y alto riesgo-. El patrón de alto riesgo se asoció significativamente con un alto peso de la placenta, es decir, el principal órgano de producción de estrógenos durante el embarazo. Estos resultados son compatibles con la hipótesis que sugieren que los estrógenos durante el embarazo influyen en el riesgo de cáncer de mama en la descendencia.

Un estudio estadounidense reciente encontró que el peso al nacer se asoció positivamente con la densidad mamográfica en las mujeres posmenopáusicas y más débil en las mujeres premenopáusicas. (9) En este estudio, los datos sobre los factores de riesgo prenatales y perinatales fueron comprobados por solo cuestionarios enviados por correo.

Los datos disponibles sin igual en el Hospital de Uppsala también han sido analizados por los epidemiólogos británicos. (10) En primer lugar, se investigó si el tamaño al nacer y la tasa de crecimiento fetal influencia el riesgo de cáncer de mama en la edad adulta en 5358 las mujeres nacidas en 1915-1929, vivo y trazado con el censo de 1960. Podrían concluir que el tamaño al nacer, sobre todo la longitud y la circunferencia de la cabeza, se asocia con el riesgo de cáncer de mama en las mujeres premenopáusicas. Tasa de crecimiento fetal, tal como se mide por el tamaño del recién nacido ajustado para la edad gestacional, más que el tamaño en el nacimiento, puede ser el factor etiológico relevante en el cáncer de mama premenopáusico. Luego, se amplió el estudio mirando a 11.166 mujeres nacidas en 1915-1929 e investigaron la incidencia de todos los tipos de cáncer en relación con las características de nacimiento. (11) Ellos encontraron que las mujeres que habían mayor peso al nacer ha aumentado las tasas de cáncer de mama bajo edad de 50 años, pero menores tasas de cáncer de endometrio (cuerpo uterino) en todas las edades. No hubo evidencia de asociaciones con otros sitios de cáncer.

Fuera de Suecia

Los mismos investigadores completaron sus investigaciones entre la población británica con el fin de interpretar la asociación entre el peso al nacer con cáncer de mama antes de la menopausia. (12) Se examinaron datos de 2.176 mujeres nacidas en 1946 para los que no eran posibles las mediciones de peso y el tamaño del cuerpo durante toda la vida . Durante el seguimiento, 59 casos de cáncer de mama se produjeron (21 premenopáusicas). Los autores concluyeron que la asociación de peso al nacer con el riesgo de cáncer de mama antes de la menopausia no fue mediada a través de crecimiento en la infancia.

Es de destacar que, fuera de Suecia, el peso al nacer ha sido por lo general la única medida proxy disponible para evaluar los efectos de los factores ambientales prenatales. Este es el caso de un gran estudio danés investigación de una cohorte de 106.504 mujeres (13). Un total de 2334 casos de cáncer de mama primario fue diagnosticado entre las mujeres con peso al nacer entre 500-6000g. De éstos, el 40% fue diagnosticado con cáncer primario de mama a la edad de 50 años o más. Se encontró una asociación significativa entre el peso al nacer y el cáncer de mama, lo que equivale a un incremento del 9% en el riesgo por 1,000 g aumento de peso al nacer. Se observó Esta estadística para todo público, lo que representa dos mujeres pre y posmenopáusicas, y con independencia de las características del tumor. Ajuste para la edad al primer parto y la paridad no influyó en los resultados.

Cuando el peso al nacer es el único criterio disponible para evaluar los factores de riesgo tempranos, los resultados proporcionados por los diferentes equipos epidemiológicos puede ser ambiguo. La historia de los estudios que exploran correlaciones entre el peso al nacer y el riesgo de cáncer de mama comenzó en Honolulu, con un trabajo publicado ya en 1988. (14) La comparación de 153 casos y 461 controles, los autores encontraron que los casos tenían un peso medio al nacer menor (3120G ) que los controles (3162g).

Otro estudio realizado en los EE.UU. encontró que la asociación entre el peso al nacer y el cáncer de mama en mujeres de 21 a 45 años después de una "curva J'en forma, con una odds ratio de 1,3 para las mujeres cuyo peso al nacer fue inferior a 2.500 g, y un odds ratio de 1,7 para las mujeres cuyo peso al nacer fue 4000 g o más. (15) Sorprendentemente, las mujeres de 50-64 años que pesaron 4.000 gramos o más al nacer parecían estar a ligeramente menor riesgo de cáncer de mama. Los autores de un estudio similar, mirando a las mujeres de 14 a 37 años, también encontraron una asociación en forma de J entre el peso al nacer y el riesgo de cáncer de mama, (16) Peso de natalidad muy elevada (más de 4500 g) se asoció con la mayor elevación .

Otro estudio estadounidense no pudo llegar a la significación estadística en cuanto a la correlación entre el peso al nacer y el riesgo de cáncer de mama (17) También hay que mencionar el Estudio de Cáncer de Mama de Shanghai en 1996-1998, la participación de 288 casos y 350 controles:. Después de ajustar por factores de confusión , las mujeres que estaban 4000g o más al nacer no estaban en mayor riesgo de cáncer de mama antes de la menopausia en relación con las mujeres cuyo peso al nacer fue 2500-2999g. (18)

Datos complementarios

Hacemos hincapié en la importancia de los datos que, indirectamente, se identifican el período prenatal como un período crítico para la interacción genes-ambiente, en lo que respecta al riesgo de cáncer de mama.

Cabe interpretar una investigación de la asimetría cerebral entre 79 mujeres con cáncer de mama y 97 controles. (19) Las mujeres con cáncer de mama tenían un patrón invertido de asimetría cerebral significativamente más a menudo que los controles para anchos tanto frontal y occipital. Hemos recopilado con anterioridad una gran diversidad de datos que sugieren que el uso de las manos, y por lo tanto la asimetría cerebral, también es en gran medida determinado durante la vida fetal. (20) Entre estos datos que hemos mencionado los estudios de imparcialidad en relación con los estados emocionales durante la gestación, estudios de lateralidad entre las mujeres expuestas prenatalmente a dietilestilbestrol (DES) (21) y al ultrasonido y estudios relativos complicaciones lateralidad y el parto.

Es significativo que la exposición prenatal al DES es un factor que influye tanto en el proceso de la lateralidad y el riesgo de cáncer de mama. Un estudio norteamericano preliminar, mirando a una cohorte de 4.821 mujeres expuestas y 2.095 mujeres no expuestas, seguidos durante una media de 19 años, encontró un exceso de riesgo global del 40%, pero las diferencias no fueron estadísticamente significativas (22) Después de un seguimiento más prolongado. hasta parecía que el exceso de riesgo fue estadísticamente significativa después de 40 años de edad. (23)

Recientemente, se han examinado los posibles efectos genéticos de DES en el tejido mamario humano. La exposición prenatal al DES no aumenta significativamente la inestabilidad genómica en el epitelio mamario. (24) Esto nos lleva a la conclusión de que las consecuencias de la exposición prenatal al DES son probablemente mediado por los efectos proliferativos de los estrógenos, en lugar de por "mutaciones somáticas. Se adquieren "las mutaciones somáticas 'durante la vida de una persona y sólo están presentes en ciertas células, no se heredan.

Aprendiendo de los resultados negativos

A esta acumulación de datos que nos llevaron a incluir la génesis del cáncer de mama en el marco de la "ecología vientre ', hay que añadir los resultados negativos de dos grandes estudios sobre la exposición a la leche materna en la infancia.

Los autores de los dos "enfermeras estudios de salud" (Harvard Medical School) no observaron ninguna asociación entre haber sido amamantado y el desarrollo de cáncer de mama en el futuro entre las mujeres premenopáusicas y las mujeres posmenopáusicas. (25) No hay tendencia significativa se observó con aumento de la duración de la lactancia materna. Las conclusiones de otro estudio estadounidense fueron similares, (26), curiosamente, parecía que el riesgo de cáncer de mama no se aumentó en haber sido amamantado por una madre que luego desarrollaron cáncer de mama, en comparación con haber sido amamantado por una madre que nunca desarrollaron cáncer de mama.Dos estudios previos más pequeños habían sugerido que la exposición a la leche materna podría reducir el riesgo de cáncer de mama, pero los resultados fueron en los límites de tales resultados negativos significación estadística. (27,28) con respecto a la vida después del parto son importantes para confirmar los límites del período que es crítico en la patogénesis del cáncer de mama.

Hay dos razones por las que nos hemos centrado en el cáncer de mama en la mujer. En primer lugar, la prevalencia de cáncer de mama masculino es menos de 1% del total de casos. También, podríamos encontrar un solo estudio de cáncer de mama masculino desde una perspectiva primordial la investigación en salud. Investigación en Salud Primal es todavía una nueva rama de la epidemiología.

El Futuro

Hemos llegado a una fase histórica en la patogénesis del cáncer de mama se ha convertido en un capítulo de la "ecología vientre". El camino está abierto para un nuevo subgrupo de estudios. Hoy en día, todos tenemos en nuestros tejidos adiposos cientos de productos químicos solubles en grasa sintéticos que no existían hace unas décadas. Somos conscientes de que muchos de ellos se comportan como disruptores endocrinos, e imitar con mayor precisión los estrógenos.

Necesitamos estudios que exploran las consecuencias a largo plazo de la contaminación prenatal. Hasta ahora tenemos que depender de un pequeño número de experimentos con animales. Por ejemplo, de acuerdo con un estudio reciente, la exposición intrauterina de ratas a bisfenol A en 2,5 partes por mil millones puede inducir cánceres de mama detectable a los 50 años y 95 días. (29)

Es cada vez más evidente que las causas de cánceres o de susceptibilidad al cáncer endocrino relacionados son más propensos a ser el resultado de la exposición de desarrollo en lugar de riesgos existentes al, o cerca de, el tiempo de detección de tumores.

Michel Odent

Referencias:

  1. Odent M. Salud Primal. Century Hutchinson. Londres 1986
  2. Un Ekbom, Hsieh CC, Lipworth L, et al. Ambiente intrauterino y el riesgo de cáncer de mama en las mujeres: un estudio basado en la población. J Natl Cancer Inst 1997 01 de enero, 89 (1) :71-6
  3. Un Ekbom, Trichopoulos D, Adami HO, et al. La evidencia de las influencias prenatales sobre el riesgo de cáncer de mama. Lancet 1992 24 de octubre, 340 (8826) :1015-8
  4. Un Ekbom, Erlandsson G, C Hsieh, et al. El riesgo de cáncer de mama en mujeres nacidos prematuramente. J Natl Cancer Inst 2000 17 de mayo; 92 (10) :840-1
  5. Kaijser M, Akre O, Cnattingius S, Ekbom Un nacimiento prematuro, peso al nacer y el riesgo posterior de cáncer de mama en la mujer. Br J Cancer 2003 03 de noviembre, 89 (9) :1664-6
  6. Yuen J, Ekbom A, Trichopoulos D, et al. Temporada de nacimiento y el riesgo de cáncer de mama en Suecia. Br J Cancer 1994 septiembre; 70 (3) :564-8
  7. Ros SA, Lichtenstein P, Ekbom A, Cnattingius S. Alto o bajo? Veinte años después de la exposición preeclampsia en el útero: la comparación de la altura final, el índice de masa corporal, índice cintura-cadera y la edad de la menarquia en las mujeres, expuestos y no expuestos a preeclampsia durante la vida fetal. Pediatr Res2001 Jun; 49 (6) :763-9
  8. Un Ekbom, Thurfjell E, Hsieh CC, et al. Características perinatales y patrones mamográficos adultos. Int J Cancer 1995 10 de abril, 61 (2) :177-80
  9. Cerhan JR, vendedores de TA, Janney CA, et al. Correlatos prenatales y perinatales de adultos densidad mamaria mamográfica.Cancer Epidemiol Biomarkers Prev 2005 Jun; 14 (6) :1502-8
  10. McCormack VA, dos Santos Silva I, De Stavola BL, et al. El crecimiento fetal y el riesgo posterior de cáncer de mama: resultados del seguimiento a largo plazo de la cohorte sueca. BMJ 2003 01 de febrero, 326 (7383): 248
  11. McCormack VA, dos Santos Silva I, Koupil I, et al. Características de nacimiento y la incidencia de cáncer adultos: cohorte sueca de más de 11.000 hombres y mujeres. Int J Cancer 2005 Jul 1; 115 (4) :611-7
  12. dos Santos Silva I, De Stavola BL, Hardy RJ, et al. Es la asociación del peso al nacer con el riesgo de cáncer de mama antes de la menopausia mediado por el crecimiento infantil? Br J Cancer 2004 02 de agosto, 91 (3) :519-24
  13. Ahlgren M, Sorensen T, Wohlfahrt J, et al. El peso al nacer y el riesgo de cáncer de mama en una cohorte de 106.504 mujeres. Int J Cancer 2003 20 de diciembre; 107 (6) :997-1000
  14. Le Marchand L, Kolonel LN, Myers BC, Mi MP. Características de nacimiento en mujeres premenopáusicas con cáncer de mama. Br J Cancer 1988 abril; 57 (4) :437-9
  15. Sanderson M, Williams MA, Malone KE, et al. Factores perinatales y el riesgo de cáncer de mama. Epidemiología 1996 Jan; 7 (1) :34-7
  16. Innes K, Byers T, Schymura características nacer h y el riesgo subsiguiente de cáncer de mama en mujeres muy jóvenes. Am J Epidemiol 2000 15 de diciembre; 152 (12) :1121-8
  17. Hodgson ME, Newman B, Millikan RC peso al nacer, edad de los padres, el orden de nacimiento y el riesgo de cáncer de mama en las mujeres afroamericanas y blancas: un estudio de casos y controles de base poblacional. Breast Cancer Res. 2004; 6 (6): R656-67.Epub 2004 septiembre
  18. Sanderson M, XO Shu, Jin F, et al. El peso al nacer y la adolescencia y antes de la menopausia el riesgo de cáncer de mama en una población de bajo riesgo. Br J Cancer 2002 07 de enero, 86 (1) :84-8
  19. Sandson TA, Wen PY, Lemay M. invertida asimetría cerebral en mujeres con cáncer de mama. Lancet 1992; 239:523-24
  20. Odent M. ¿Dónde imparcialidad viene? Boletín de Investigación en Salud Primal. Verano 1998. Vol6 no1
  21. Scheirs JG, Vingerhoets AJ. Que mano y otros índices de lateralidad en las mujeres expuestas al DES antes de nacer. Diario de la neuropsicología clínica y experimental de 1995; 17 (5) :725-30
  22. Palmer JR, Hatch EE, Rosenberg CL, et al. El riesgo de cáncer de mama en mujeres expuestas a dietilestilbestrol en el útero: resultados prelimiinary (Estados Unidos). Cancer Causes Control 2002 Oct; 13 (8) :753-8
  23. Palmer JR, Wise LA, Hatch EE, et al. Exposición a dietilestilbestrol prenatal y el riesgo de cáncer de mama. Cancer Epidemiol Biomarkers Prev 2006 agosto; 15 (8) :1509-14
  24. Larson PS, Ungarelli RA, de las Morenas A, et al. En la exposición intrauterina a dietilestilbestrol (DES) no aumenta la inestabilidad genómica en el epitelio normal o neoplásicas de mama. Cancer 2006 Nov 1; 107 (9) :2122-6
  25. Michels KB, D Trichopoulos, Rosner BA, et al. Ser amamantado durante la infancia y la incidencia de cáncer de mama en la vida adulta: resultados de estudios sobre la salud de las dos enfermeras. Am J Epidemiol 2001 01 de febrero, 153 (3) :275-83
  26. Titus-Ernstoff L, Egan KM, Newcomb PA, et al. La exposición a la leche materna en la infancia y el riesgo de cáncer de mama en la adultez. J Natl Cancer Inst 1998 17 de junio, 90 (12) :921-4
  27. Freudenheim JL, Marshall JR, S Graham, et al. La exposición a la leche materna durante la lactancia y el riesgo de cáncer de mama. Epidemiología 1994; 5 (3) :324-31
  28. Weiss HA, NA Potischman, Brinton LA, et al. Factores de riesgo prenatal y perinatal para el cáncer de mama en mujeres jóvenes.Epidemiología 1997; 8 (2) :181-7
  29. Murray TJ, Maffini MV, Ucci AA, et al. La inducción de la glándula mamaria hiperplasias ductal y carcinoma in situ siguiente fetal bisfenol A la exposición. Reproductive Toxicology 2006 24 Oct; [Epub ahead of print

 

 

Photobucket